Home Enterate Hipotecaria debe invertir 20 millones para resolver quejas por discriminación

Hipotecaria debe invertir 20 millones para resolver quejas por discriminación

Vista de una manifestación en contra del racismo. Imagen de archivo. EFE/Roy Dabner

Washington, 27 jul (EFE).- El Gobierno estadounidense y la compañía hipotecaria Trident han llegado a una conciliación por más de 20 millones de dólares para resolver las acusaciones de discriminación en la provisión de servicios financieros a latinos, afroamericanos y otras comunidades en Filadelfia, Pensilvania.

El Departamento de Justicia y la Oficina de Protección Financiera del Consumidor anunciaron el acuerdo con Trident, una filial de Berkshire Hathaway acusada de prácticas discriminatorias conocidas como “redlining” en perjuicio de minorías.

El “redlining” consiste en reducir o negar los servicios financieros, tales como préstamos e hipotecas, a los residentes de ciertas comunidades en razón de su raza, color de piel u origen nacional.

Una denuncia ante un tribunal federal alega que por lo menos desde 2015 y hasta 2019 Trident omitió los servicios de préstamos hipotecarios a vecindarios de color en el área metropolitana de Filadelfia, y que tenía sus oficinas concentradas en los vecindarios de mayoría blanca.

Asimismo, según la denuncia, los agentes de préstamos de Trident no atendieron las necesidades de crédito de los vecindarios de color y que, en sus mensajes, los empleados de la fiirma se refirieron a esas comunidades como “guetos”.

La conciliación, que ahora queda a consideración de tribunales, estipula que Trident invertirá más de 20 millones de dólares para incrementar las oportunidades de crédito en los barrios de color del área metropolitana de Filadelfia.

Al menos 18,4 millones de dólares se invertirán en un fondo de subsidio de préstamos para los residentes de vecindarios de color, y otros 750.000 en el desarrollo de asociaciones comunitarias que aumenten el acceso al crédito hipotecario.

Asimismo, Trident dedicará 850.000 dólares a avisos publicitarios y esfuerzos de contacto con las comunidades, y 735.000 a la educación financiera de los consumidores. También deberá pagar una multa civil por cuatro millones de dólares.

Dado que ahora Trident ya no opera en el área de préstamos, la firma contratará otro prestamista que dará los subsidios de préstamos y los servicios en las áreas otrora comprendidas en “redlining”.

Exit mobile version