Yuh-Jung Youn se lleva el Óscar a mejor actriz de reparto por “Minari”

0
13
499777

ÓSCAR

Los Ángeles (EE.UU.), 25 abr (EFE).- La surcoreana Yuh-Jung Youn cumplió los pronósticos y se llevó este domingo el Óscar a la mejor actriz de reparto por su interpretación en “Minari”.

Yuh-Jung Youn se impuso en esta categoría a las también nominadas Maria Bakalova (“Borat, película film secuela”), Glenn Close (“Hillbilly, una elegía rural”), Olivia Colman (“The Father”) y Amanda Seyfried (“Mank”).

En uno de los discursos más entrañables y divertidos de la noche, Yuh-Jung Youn bromeó con que estaba “encantada” de conocer por fin a Brad Pitt, el encargado de entregar ese galardón.

También ironizó con que fuera de Corea del Sur mucha gente pronuncia mal su nombre. “Pero esta noche estáis todos perdonados”, indicó.

Ya más en serio, la actriz dio las gracias a “la maravillosa familia de ‘Minari'” y en especial se refirió a su director, Lee Isaac Chung. “Sin él yo no podría estar aquí esta noche”, resumió.

Además, Yuh-Jung Youn dedicó unas palabras de elogio a sus compañeras nominadas y dijo que en el cine los actores no pueden competir entre ellos porque, en realidad, cada papel pertenece a un mundo y a un plano diferente.

La veterana actriz era la favorita para este galardón después de haber triunfado en los Bafta, los Spirit del cine independiente o los premios del Sindicato de Actores de Hollywood (SAG).

La tierna pero también dura historia de una familia de ascendencia coreana que se muda de California a la rural Arkansas daba pie a “Minari”, quizá la gran sorpresa “indie” de estos Óscar.

Lee Isaac Chung escribió y dirigió esta cinta de tintes autobiográficos que arrasó en su paso por el Festival de Sundance (EE.UU.), la meca del cine independiente, y en cuyo espléndido reparto sobresalían la abuela Soonja (Yuh-Jung Youn) y el pequeño David (Alan S. Kim).

Al margen de sus innegables virtudes cinematográficas, “Minari” también ha conectado sin preverlo con la angustia de la población de origen asiático en EE.UU., que desde que comenzó la pandemia está sufriendo una oleada de ataques racistas en el país.