•Nueva York luce sus mejores galas con espectaculares alumbrados y mercados tradicionales que hacen de esta época del año la mejor para visitarla.

Ciudades de todo el mundo se convierten en un auténtico escenario de cuento con la llegada de la Navidad, gracias a mercados navideños y espectaculares iluminaciones que invitan a visitarlas.

Si este año quieres disfrutar de algo diferente, un viaje a la Gran Manzana te dará la oportunidad de descubrir una de las ciudades más cosmopolitas del país en el mágico ambiente de la Navidad.

Nueva York se ha convertido, gracias al cine, en la ciudad más icónica de la Navidad actual, con sus escaparates de temporada, las decoraciones navideñas por toda la urbe, el mítico ·árbol del Rockefeller Center y su pista de hielo, o el multitudinario Fin de Año en Times Square.

Las celebraciones comienzan   este año el 29 de noviembre, con el encendido de las luces del ·árbol de Navidad instalado en el Centro Rockefeller, en el que también se encuentra la pista de hielo más famosa, aunque no es la única; la de Central Park o la de Bryant Park (la única gratuita), son las mejores alternativas para patinar en un escenario particular.

Manhattan, además de acoger los principales eventos de estas fiestas en la ciudad, como el encendido de las luces o la cuenta atrás para el nuevo año, se convierte en un auténtico decorado, gracias a los espectaculares escaparates que las tiendas instalan a mediados del mes de noviembre, auténticas decoraciones gigantescas en algunos de los principales edificios de la Sexta Avenida.

Pero la Gran Manzana no es la única parte de la ciudad que destaca por sus adornos navideños. En Brooklyn, los vecinos del barrio de Dyker Heights adornas sus casas con miles de luces y figuras, y han convertido la zona en una de las más espectaculares de la Navidad neoyorquina.

En la ciudad de los rascacielos tampoco faltan mercados navideños, como el de la estación Grand Central; el de Union Square; el Holiday Market, de Columbus Circle; o el célebre Winter Village, en torno a la pista de hielo de Bryant Park.

‘El Cascanueces’ es un clásico de la Navidad puesto en escena por el Ballet de Nueva York en el Lincoln Center, aunque el gran evento de la temporada en la ciudad de los rascacielos es el Radio City Christmas Spectacular, de la compañía de danza The Rockettes, que protagoniza el auténtico cuento de Navidad neoyorquino.

Para el alojamiento siempre sobra el pariente o amigo que vive en Nueva York. Pero también las opciones en internet  o la nueva tendencia de ‘hosteles’ ofrecen una gran oportunidad para visitar la Gran Manzana sin tener que dejar una fortuna en el pago de un cuarto de hotel. La transportación, con un enorme sistema de trenes subterráneos y ferrys, facilita la visita a una de las ciudades más enigmáticas del país.