Con la compra de activos de 21st Century Fox valorados en 52.400 millones de dólares que se anunció, el gigante del entretenimiento Walt Disney incorporará a su catálogo exitosas series de televisión como The Simpsons y Modern Family y populares sagas de cine como X-Men, Avatar, Planet of the Apes o Alien.

Esta gran operación financiera entre Disney y Fox marcaría un antes y un después en las relaciones de poder en la industria de Hollywood, un sector en el que el conglomerado de Mickey Mouse ostenta una envidiable posición de dominio gracias a marcas como Lucasfilm, Pixar o Marvel.

El liderazgo de Disney en la pantalla grande se reforzaría gracias a la compra de la parcela de cine de Fox, que incluye los derechos sobre los personajes de X-Men y Deadpool que recientemente han dado muy buenos resultados en la taquilla.

La compra, además, podría facilitar el camino para que Disney pueda unir bajo su ambicioso universo fílmico de Marvel a personajes como Capitán América y Iron Man con Lobezno o Los Cuatro Fantásticos.

Fox también tiene en su poder a Avatar, la película más taquillera de todos los tiempos con 2.787 millones de dólares y de la que su director James Cameron prepara al menos cuatro secuelas.

Leave a Reply