Recomiendan cerrar escuelas durante al menos ocho semanas

0
74

Los cierres de las escuelas de manera anticipada y por un periodo breve de dos semanas probablemente no prevendrán el contagio del coronavirus COVID-19 y provocarán un trastorno significativo en las familias, aseguraron los Centros para el Control de Enfermedades de EE.UU. (CDC).

“Puede haber algún impacto positivo en cierres más largos, de ocho a 20 semanas, cuando (el brote) se haya extendido más, pero los modelos muestran que otros esfuerzos de mitigación, como lavarse las manos, tienen un mayor impacto en contener el contagio”, advirtieron las autoridades sanitarias.

Los CDC sostienen en una guía de recomendaciones publicada en su página que la suspensión de lecciones de manera anticipada y de forma breve, como por ejemplo dos semanas, pueden afectar negativamente a quienes atienden los brote del virus y a los adultos mayores que están cuidado a los nietos.
Los adultos mayores son uno de los grupo más vulnerables al coronavirus COVID-19, según diversos estudios publicados en las últimas semanas.

“Esperar a implementar el cierre de las escuelas hasta el momento indicado, cuando la propagación del virus sea mayor, en combinación con otras medidas de distanciamiento social, tendría un impacto óptimo, a pesar de los trastornos que pueden causar”, afirmaron las autoridades.

Los CDC dijeron que las recomendaciones sobre los cierre de escuelas están basadas en las investigaciones científicas, los informes de otros países sobre el brote y las consultas realizadas con expertos en salud escolar.
Al menos quince estados del país, entre ellos Carolina del Norte, Carolina del Sur, Ohio, Michigan, Oregon, Maryland, Kentucky y Nuevo México ya ordenaron la suspensión de lecciones por un periodo de al menos dos semanas, en un esfuerzo para frenar el avance de la pandemia.

Los CDC también dijeron en sus recomendaciones que, a la hora de tomar la decisión de cerrar las escuelas, era importante mitigar el impacto económico y académico que tendrá en los estudiantes y planear clases a distancia (por internet) y proveer almuerzos escolares para los niños, entre otros servicios.

RESTRINGIR MOVIMIENTOS
Una de las principales autoridades sanitarias sugirió la necesidad de establecer medidas de control de movimiento de la población, similares a las decididas en Europa por España o Italia, y aseguraron que en todo caso sería preferible “ser demasiado drástico” que quedarse cortos.
“Creo que los estadounidenses deberíamos estar preparados para tener someternos mucho más de lo que lo hacemos como país” a medidas de control para evitar la propagación del coro navirus, dijo el principal especialista en enfermedades infecciosas del país, Anthony Fauci, director del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas, en el programa “Meet the Press”, de la cadena de televisión NBC.

“Preferiría equivocarme siendo demasiado agresivo” que no tomar las medidas suficientes, agregó Fauci al preguntársele si apoyaría decisiones como las adoptadas por Italia o España, donde se han cerrado los bares, restaurantes y lugares de ocio y sólo se mantienen abiertos comercios de productos de primera necesidad como medicamentos o comida.
El experto aseguró que las restricciones a la entrada al país de extranjeros procedentes de 28 países europeos ayudarán a controlar la diseminación del virus, pero aseguró que la población debe estar dispuesta a hacer más sacrificios para evitar “el peor escenario” en la pandemia creada por el avance del coronavirus.

La advertencia de Fauci se produce cuando en todo el mundo se han cancelado ya cientos de eventos internacionales de todo tipo, así como restricciones de movimientos tanto internacional como localmente en muchas naciones para contener el COVID-19, la enfermedad que provoca el coronavirus.

“Realmente, creo que deberíamos ser demasiado agresivos y ser criticados por reaccionar de forma exagerada”, insistió el experto, quien dijo haber compartido estas preocupaciones con la Casa Blanca.


Los funcionarios de salud, además de las medidas de higiene habituales de lavarse frecuentemente las manos y no tocarse la cara, han recomendado a la población que practiquen el distanciamiento social para limitar la transmisión del virus, pero a excepción de algunas localidades, no han adoptado medidas más drásticas.

Leave a Reply