Publix se desmarca de la heredera de su fundador, donante de Trump

0
1
412887

EEUU DISTURBIOS

Miami, 1 feb (EFE).- La cadena de supermercados Publix se desmarcó este lunes de la heredera de su fundador, Julie Jenkins Fancelli, que aportó fondos para el mitin de Donald Trump previo a la toma del Capitolio el pasado 6 de enero, mientras las adhesiones a un boicot de estos establecimientos se multiplican en la redes sociales.

En una declaración a Efe este lunes, la cadena de supermercados, que tiene su sede en Lakeland (Florida), afirmó que Fancelli “no está involucrada” en las operaciones comerciales de Publix.

“La Sra. Fancelli no es empleada de Publix Super Markets, y no está involucrada en nuestras operaciones comerciales ni representa a la empresa de ninguna manera. No podemos comentar sobre sus acciones”, indicó María Brous, directora de comunicaciones de la empresa.

“La violencia en el Capitolio el 6 de enero fue una tragedia nacional. Las deplorables acciones que ocurrieron ese día no representan los valores, trabajo u opiniones de Publix Super Markets”, añadió.

La etiqueta #BoycottPublix fue lanzada el pasado sábado tras revelarse que un reducido grupo de influyentes trumpistas, incluido el fundador del medio libertario Infowars, Alex Jones, contribuyeron en la financiación del alrededor de medio millón de dólares para el mitin de Trump del 6 de enero pasado.

El evento frente a la Casa Blanca desembocó en la toma violenta del Capitolio nacional por seguidores de Trump, con un saldo de cinco muertos, entre ellos un policía.

Jenkins Fancelli, la heredera de Publix, contribuyó con fondos que ascienden a alrededor de 300.000 dólares, más de la mitad del monto total, según reveló el diario The Wall Street Journal (WSJ).

“Trabajé en Publix unos meses durante el desempleo, pero dejé de comprar allí después de que me dijeron varias veces que no podía pedirle a la gente que usara una máscara (contra la covid-19) en la tienda…Ahora esto solidifica mi decisión de no comprar allí. #BOYCOTTPUBLIX”, escribió en las últimas horas Libby Champs, de Orlando, en la red social Twitter.

Otro usuario de la red social, Mars Dostal, utiliza el sarcasmo al parodiar el lema “Publix, donde comprar es un placer”, de la conocida cadena que tiene 1.265 tiendas contabilizadas sólo en el sureste de Florida.

“Publix, donde las compras financian la insurrección”, escribió.

El abogado Richard Signorelli, de Nueva York, quien inició el boicot en la red social, escribió en Twitter que la heredera de los supermercados “presumiblemente continúa teniendo una participación en la propiedad de Publix y usó esas ganancias para financiar el mitin de sedición, además de otras causas de Trump”.

Jenkins Fancelli es la hija del fundador de Publix, George W. Jenkins. La empresa fue fundada 1930 en Winter Haven, en el centro de Florida.

La compañía informó que en 2019 sus ventas minoristas alcanzaron los 38.100 millones de dólares, según recoge la televisión Local 10.

De acuerdo con lo publicado por el WSJ, Fancelli donó más de 980.000 dólares a la campaña de reelección de 2020 del ahora expresidente Trump y al Partido Republicano.