Pogacar conquista el tridente de la Tirreno Adriático, la crono para Van Aert

0
17
452748

CICLISMO TIRRENO ADRIÁTICO

Redacción deportes, 16 mar (EFE).- El esloveno Tadej Pogacar (UAE Emirates) se ha proclamado vencedor de la 56 edición de la Tirreno Adriático, tras la contrarreloj final de 10,1 kilómetros disputada en San Benedetto del Tronto con la victoria del belga Wout Van Aert (Jumbo Visma), mientras que el español Mikel Landa (Bahrain Victorious) logró la tercera plaza del podio.

Impresionante la crono del belga de Herentals, de 26 años, capaz de batir a grandes especialista de la contrarreloj. Venció con 6 segundos de ventaja sobre el suizo Stefan Kung (Groupama) y 11 respecto al campeón mundial italiano Filippo Ganna (Ineos). Un triunfo a toda velocidad: 54,5 kms/hora.

Resistió el liderato sin sobresaltos Pogacar, cuarto a 12 segundos, por lo que subió a la cumbre del podio a recoger el tridente que acredita al rey de la “Carrera de los dos mares”.

El español Mikel Landa salió airoso de su duelo participar por el tercer escalón del podio con el colombiano Egan Bernal y logró un puesto de honor.

KUNG HUMANIZA A FILIPPO GANNA

En la gestión de la victoria los pronósticos admitían poco debate, el campeón del mundo de la especialidad, el italiano Filippo Ganna (Ineos), debía anotarse el noveno triunfo consecutivo en crono, pero a veces las sorpresas piden paso.

Stefan Kung (Groupama), campeón de Europa y medallista de bronce en el Mundial de crono 2020, se encontraba esperando la llegada de Ganna en la silla de los que marcan el mejor tiempo provisional. El suizo había registrado 11.12 minutos, a 54,071 kms/hora. Miraba inquieto, nervioso, dispuesto a levantarse del trono, pero, sorpresa, su gran rival cruzó la meta con 5 segundos de retraso.

“Soy humano”, dijo el arcoíris de la crono mundial, elegante en la derrota. Mientras, Kung seguía mirando la televisión con las uñas cada vez más cortas. Nervios en el ciclista helvético, que veía rodar a Wout Van Aert y se removía en el asiento.

MAGNÍFICO VUELO DE VAN AERT, LANDA AGARRA EL PODIO

Con razón el suizo padecía nervios elevados, pues Van Aert hizo un magnífico vuelo rasante que iba a destrozar la marca de Kung, nada menos que 11.06 en meta, a una media de 54,6 kms/hora, lo que rubricaba su doblete, toda una exhibición de un ciclista que brilla en todo tipo de etapas, amén de sus títulos mundiales de ciclocrós.

Entró enseguida Pocagar, libre de presión, pero obligado a o descuidarse ante la crono de Van Aert. Finalmente el esloveno cruzó feliz la meta a 13 segundos de su principal rival.

Otro duelo de interés era la lucha por el tercer puesto entre Mikel Landa y el colombiano Egan Bernal, separados en la general por 30 segundos favorables al español. El ciclista alavés salvó el podio con 15 segundos, completando una participación esperanzadora ante sus grandes objetivos, que pasan, sobre todo, por el Giro de Italia.

Feliz desenlace para Pogacar, de 22 años, quien continua con el pleno de victorias finales en carreras por etapas en la presente temporada, ya que también se impuso recientemente en el Tour de los EAU, donde estrenó el curso. Con este triunfo, Pogacar se tomará un descanso hasta la Vuelta al País Vasco que se disputa del 5 al 10 de abril.