Piden al sheriff rendir cuentas ante el Concejo

0
45

Por Margarita Vidal | [email protected]

Charlotte, NC.- Las voces de protesta y carteles alusivos contra el programa 287g coparon una vez más, este martes 20 de marzo, la sala de audiencias  del Concejo Municipal de gobierno local, donde el testimonio de la ciudadana norteamericana Leisha Acosta remarcó la necesidad de acabar con esta práctica que el condado Mecklenburg ha aplicado desde 2006 y que ha sido responsable de la deportación de cerca de 15 mil inmigrantes sin documentos.

Leisha Acosta, cuyo esposo fue deportado por manejar sin licencia, estremeció con su testimonio a los presentes en la sala de comisionados.

Tras la deportación de su esposo, Leisha ha tenido que enfrentarse sola con una serie de retos que incluyen problemas de salud, económicos y separación familiar. “Me he tenido que enfrentar a la depresión, a usar medicamentos para mi salud. Es muy duro cuando pasan los meses y no ves a tu esposo, él era quien sustentaba mi hogar”, dijo la mujer de 40 años a HOLA NEWS.

Su esposo,  Holman, fue detenido en un retén en 2014 por no tener licencia de conducir,  fue procesado a través del 287g, lo que implicó un encarcelamiento de 76 días, pero fue liberado luego que Leisha se convirtiera en una aguerrida activista que incluso se hizo arrestar para reclamar la libertad de su esposo.

Así, consiguió una Acción Diferida y, al no ser una prioridad de deportación durante el gobierno de Obama, solo debía reportarse periódicametne a las autoridades de Inmigración. Bajo el nuevo gobierno, fue ordenado abandonar el país en agosto pasado.

Los líderes comunitarios acompañaron a Leisha y representaron a otros tantos que han sido víctimas del referido programa, avalados por más de 50 cartas firmadas por diferentes organizaciones representativas de la comunidad, para exigir la finalización del 287g.

Momento de acción

Durante la reunión, Oliver Merino y Stefanía Arteaga, expusieron una vez más ante los comisionados, las razones por las cuales el programa debería terminar e hicieron referencia a un sinnúmero de casos donde la deportación había provocando la separación familiar.

“Tenemos más de 50 cartas firmadas por organizaciones, negocios, oficiales electos, candidatos, quienes creen que el programa perjudica a nuestra comunidad y ustedes tienen el poder de votar en contra de este programa, así como votaron en favor de él en 2006”, expresó Arteaga ante el concejo. “Sabemos que algunos comisionados están en contra del programa, pero no hacen nada, hoy le vinimos a exigir que pasen una resolución para que pidan al sheriff información concreta acerca del programa y que también firmen la carta que ya han firmado las otras organizaciones”, dijo Oliver Merino a HOLA NEWS, luego de finalizada la sección.

Merino recalcó que este es el momento de exigir, ya que se acercan las elecciones y, de quedar reelecto el Sheriff Carmichael, el programa podría continuar. Los otros dos candidatos al puesto de Alguacil, Garry McFadden y Antoine Ensley, también demócratas, han manifestado tu total oposición al 287g.

Esperan a Carmichael

Luego de escuchar ambas campañas que defienden y condenan el programa 287-g, algunos comisionados decidieron pedir al alguacil información detallada sobre los arrestos y como opera el programa 287-g en la cárcel del condado.  “He escuchado ambas partes y ya estoy cansado de estar en el medio, quiero la información y las estadísticas”, dijo el comisionado Dunlap durante la sesión pública, iniciativa que fue apoyada por el comisionado Fuller y posteriormente aprobada por el Concejo. Dunlap pidió también una copia del contrato que avala el referido programa con el propósito de analizar cuál es la participación del gobierno del condado en esa colaboración.

Leave a Reply