Naufraga en el Senado de EE.UU. un intento de aprobar el TPS para venezolanos

0
10
274531

EEUU VENEZUELA

Washington, 16 sep (EFE).- Una propuesta para aprobar el amparo migratorio Estatus de Protección Temporal (TPS, en inglés) para los venezolanos en Estados Unidos naufragó este miércoles en el Senado estadounidense por la oposición de los republicanos, que controlan esta cámara.

La propuesta fue presentada por un grupo de senadores demócratas, después de que en julio del año pasado una iniciativa similar fuera rechazada por los conservadores.

“Los republicanos del SENADO OTRA VEZ bloquean el TPS para VENEZUELA”, publicó en Twitter el legislador Bob Menéndez, el demócrata de más alto rango en el Comité de Relaciones Exteriores del Senado.

Durante la sesión, su colega de bancada, Dick Durbin, pidió el “consentimiento unánime” de la Cámara Alta -una fórmula que suele emplearse para acelerar la aprobación de propuestas aunque de esta manera pueden ser rechazadas con la objeción de un solo senador- para sacar adelante el proyecto de ley de TPS para los venezolanos, una legislación bipartidista aprobada por la Cámara de Representantes, en manos de los progresistas.

Sin embargo, el senador John Thune, republicano por el estado de Dakota del Sur, se opuso, lo que automáticamente llevó a rechazar la iniciativa.

“Una vez más, (el presidente de Venezuela, Nicolás) Maduro tiene una falsa sensación de reivindicación, ya que sus víctimas son rechazadas y su sufrimiento no es considerado creíble por el Congreso. Proporcionar TPS a los venezolanos no es político, es lo correcto y moral”, añadió Menéndez en Twitter.

El pasado 27 de julio, Menéndez, Durbin y el también senador Chuck Schumer, líder de la minoría progresista en la Cámara Alta de EE.UU., pidieron al presidente, Donald Trump, que concediera ese beneficio migratorio a los venezolanos “víctimas del régimen de Nicolás Maduro”.

“El presidente Trump habla fuerte, pero se niega a brindar protección humanitaria a más de 200.000 venezolanos en Estados Unidos que enfrentan el riesgo de deportación”, se quejó este miércoles Menéndez.

La votación tuvo lugar siete semanas antes de la elección presidencial, en la que Trump se juega su reelección ante el exvicepresidente Joe Biden, el candidato del Partido Demócrata.

BIDEN REACCIONA EN ESPAÑOL

Después de conocer la decisión del Senado, Biden difundió un comunicado, en español y en inglés, en el que señalaba que “las palabras fuertes” de los republicanos contra Maduro “no son más que palabras vacías”.

“Repetidamente cuando hay que tomar verdaderas acciones, el presidente Trump y sus aliados republicanos han fallado en apoyar al pueblo venezolano”, afirmó Biden, quien consideró que EE.UU. debería proteger a los venezolanos “de ser deportados al régimen opresivo de Maduro”.

Además, insistió en su promesa de que si llega a la Casa Blanca le dará “TPS a los venezolanos en Estados Unidos inmediatamente”, y adelantó que organizará a la comunidad internacional “para dar una respuesta sólida a la crisis humanitaria de Venezuela”.

“Haré responsables a Maduro y a los partidarios del régimen por la corrupción y los abusos de los derechos humanos”, sostuvo.

Tan solo en 2018, más de 30.000 venezolanos solicitaron asilo político en EE.UU., una cantidad mucho más alta que la de cualquier otra nacionalidad.

Establecido por el Congreso a través de la Ley de Inmigración de 1990, el TPS es un programa renovable que protege de la deportación y otorga un permiso de trabajo a los extranjeros de ciertos países que no pueden regresar de manera segura a su nación por desastres naturales, conflictos armados u otras condiciones extraordinarias.

La designación de TPS es un beneficio temporal y sus beneficiarios son sometidos a verificaciones de antecedentes para garantizar que no representan un riesgo para la seguridad en EEUU.

EE.UU. ha concedido el TPS a países como Honduras y Nicaragua tras el paso en 1998 del devastador huracán Mitch, a El Salvador a raíz de una serie de sismos en 2001, a Haití en 2010 por su catastrófico terremoto y a Sudán en 2014 con motivo del conflicto de Sudán del Sur.

Leave a Reply