Naciones Unidas cifra en 850 las muertes de migrantes en la Ruta Canaria en 2020

0
16
468959

ESPAÑA INMIGRACIÓN

Las Palmas de Gran Canaria (España), 30 mar (EFE).- La Organización de Naciones Unidas para las Migraciones, la OIM, elevó un 40 % las muertes durante 2020 en la ruta de inmigración irregular desde África Occidental a las Islas Canarias (España), en el Atlántico, al pasar de 600 a 850 los fallecidos.

La OIM publicó un informe sobre lo ocurrido el pasado año en esa ruta, que movieron hacia el archipiélago a 23.023 personas (contando solo a los supervivientes) en travesías por el océano que van desde los 100 kilómetros (de Tarfaya, Marruecos, a la Isla de Fuerteventura, España), hasta más de 1.400 (de M’Bour, Senegal, a Tenerife, España).

Es la segunda llegada de inmigrantes irregulares por mar a Canarias más alta en la historia del archipiélago, tras la de 2006, con 31.678, durante la llamada “crisis de los cayucos” (pequeñas embarcaciones usadas por los inmigrantes).

Hasta diciembre, el programa de la OIM “Missing Migrants” (“Inmigrantes Desaparecidos”) calculaba en unas 600 las muertes en la Ruta Canaria durante 2020, el triple que en 2019, y doce veces más que las acumuladas entre 2014 y 2018 (50).

En la nueva estimación de 850 muertes, la OIM “no incluye al menos cinco naufragios adicionales comunicados (por las ONG) al programa Missing Migrants de la OIM que no se han podido confirmar”.

Más de la mitad de esos fallecimientos, 472, ocurrieron entre mediados de septiembre y noviembre, cuando la Ruta Canaria experimentó un fuerte acelerón en los flujos de personas.Esos 76 días concentraron una de cada tres llegadas de inmigrantes al archipiélago de todo el año, a un ritmo diario de 190 personas, con el pico histórico de 1.461 en una jornada (sábado, 7 de noviembre), lo que provocó el colapso de todos los servicios de ayuda y acogida.

“La mayoría de esas muertes ocurrieron cerca de la costa del continente africano, incluyendo 433 frente a la costa de Marruecos, 195 cerca de Senegal y 166 frente a la costa de Mauritania”, detalla el informe de la OIM.

De todas esas víctimas, solo se recuperaron los cuerpos de 185 personas, mientras que “más de 660 desaparecieron en el mar”, sin que se sepa su sexo, edad o nacionalidad, “aunque hay constancia de que murieron al menos 69 mujeres y seis niños”, según la fuente.

“Aunque es pronto para saber si estos incrementos responden a una tendencia a largo plazo”, hay indicios de que dos factores influyeron en el incremento de llegadas a Canarias en 2020: el cierre de fronteras y los efectos económicos derivados de la COVID-19, afirma la OIM.

Las cifras de muertes de la OIM son inferiores a las que apuntan otras ONG como Caminando Fronteras (1.851 personas), o la Cruz Roja, que estima entre 1.151 y 1.841 fallecidos.