• En High Point se reunieron más de 100 mujeres, de diferentes nacionalidades, para conmemorar el Día Internacional de la Mujer.   

Por Williams Viera | [email protected]

High Point, NC.- Más de 100 mujeres, de diferentes nacionalidades, celebraron el ‘Día Internacional de la Mujer’ en las instalaciones del YWCA, en W Westwood Avenue, en  High Point.

La organización del evento estuvo a cargo de María Mayorga, directora del programa ‘Women’s Resource Center y Centro Familiar Latino’.

Las mujeres junto a sus hijos dieron reflejaron que poseen una increíble fuerza creadora de dar vida.

“Demostramos, una vez más, que no somos histéricas. Por el contrario, somos históricas. Y nos manifestamos en diversas ocupaciones, obras y creaciones”, dijo Mayorga.

“A la mujer se le debe celebrar todos los días porque somos la fuente de la vida humana y esa potencialidad impregna todo nuestro ser, tengamos o no tengamos hijos”, dijo la hondureña Elisa Zapata, una de las asistentes.

En el convivio entre féminas, también se compartió la cultura a través de la comida, con platillos asiáticos, europeos, africanos y latinoamericanos, en una clara demostración de la diversidad que tiene High Point.

Los niños

En el evento, los niños hicieron un homenaje a la mujer en su día. En un salón de juegos, los pequeños hicieron proyectos alusivos al ‘Día Internacional de la Mujer’. Cada uno significaba los reconocimientos a los méritos femeninos y al inmenso valor que tienen con sus experiencias en el día a día.

Los niños también agradecieron con danzas el aporte de la mujer en sus vidas. En este aspecto los ritmos peruanos fueron la nota descollante al igual que ‘Three Graces Gypsy Fusion Entertainment’ realizó dos presentaciones con lo que, las que asistieron, se animaron, cantaron y bailaron la música que escuchaban.

El grupo ‘Three Graces Gyptsy’, que es muy popular en Winston-Salem, se presenta en escuelas, festivales y ferias estatales. Se le conoce por las clases que ofrece como la ‘danza del vientre’ y las de ‘danza polinesia’ que consiste, entre otros, en imitar las palmeras, los animales, el nacimiento del sol, la guerra y el movimiento del mar. El papel de cada bailarín consiste en explicar la música a través de los movimientos de su cuerpo.

Después de las presentaciones, representantes del Centro Cultural Camboyano de Carolina del Norte dieron a conocer aspectos de las tareas que realizan con la comunidad en general.

“Este día de celebración ha sido un motivo de unión de diferentes culturas. Por lo tanto, las mujeres podemos cuestionar lo aprendido en el proceso de nuestra socialización, podemos reflexionar, elegir con propósito y decidir con lucidez, sabiendo cómo queremos vivir en relación. No nos equivoquemos de objetivo y más en estos tiempos que estamos viviendo”, dijo Mayorga.

    Todas las mujeres que asistieron a este evento se fueron felices y con el ánimo de repetirlo el próximo año por ser libres y diversas, pero, ante todo, feministas globales.

SHARE

Leave a Reply