Mujer congoleña llama Andrés Manuel López Obrador a su hijo nacido en México

0
32
166160

CRISIS MIGRATORIA MÉXICO

México, 10 sep (EFE).- Una mujer originaria de República del Congo que tuvo un bebé en la ciudad de Tapachula, en el suroriental estado de Chiapas, llamó a su hijo como el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador.

El bebé nació el 4 de septiembre pasado en un hospital regional de Tapachula y permanece en un campamento que han montado sus padres afuera de la estación migratoria Siglo XXI.

Un espacio donde en las últimas semanas se han vivido momentos de tensión entre fuerzas de seguridad y migrantes africanos, que exigen a las autoridades rapidez a la hora de analizar su situación migratoria.

“Me gustó el nombre, por eso lo llamo así”, dijo este martes a medios la congoleña de nombre Cumba, quien llegó embarazada a México luego de pasar por Centroamérica, desde Panamá y hasta Guatemala.

La migrante aseguró que su pequeño, que es el menor de sus cuatro hijos, no se ha enfermado hasta el momento pero dijo estar preocupada porque no tiene acceso a medicamentos en caso de que los requiriera.

La esperanza de los padres del pequeño Andrés Manuel es poder llegar pronto a la frontera norte para acceder a Estados Unidos, pues ese ha sido el principal objetivo desde que salieron hace seis meses de República del Congo.

Por su parte, en su conferencia mañanera, el presidente aseguró que es un “orgullo” que la migrante quiera nombrar a su hijo Andrés Manuel. “No lo sabía y me da mucho orgullo. Es su decisión”, afirmó.

El mandatario mandó también “un abrazo cariñosísimo” porque “los migrantes sufren mucho”, indicó.

La migración en México ha aumentado desde octubre de 2018, cuando caravanas con miles de migrantes, en su mayoría centroamericanos, comenzaron a ingresar con el objetivo de cruzar el país para llegar a Estados Unidos.

A inicios de junio, Estados Unidos y México llegaron a un acuerdo migratorio que evitó que el primer país impusiera aranceles a todos los productos provenientes del segundo.

A raíz de ello, México envió a las fronteras norte y sur a la Guardia Nacional -un nuevo cuerpo de seguridad impulsado por el Ejecutivo- y se contrató a más personal migratorio.

El Gobierno de México informó la semana pasada que a raíz del acuerdo, por el cual se desplegó la Guardia Nacional en las fronteras norte y sur, se redujo el flujo migratorio un 56 %. Este martes, representantes de alto nivel se reúnen en Washington para evaluar la situación actual.

Según datos del Instituto Nacional de Migración (INM), en el periodo de enero a septiembre, México deportó a 106.552 indocumentados.

166160

SHARE

Leave a Reply