Las heladas causaron daños en un 8 % de los cultivos de café arábiga en Brasil

0
6
604138

BRASIL CAFÉ

Río de Janeiro, 23 jul (EFE).- Las heladas del pasado martes pudieron haber causado daños “desde ligeros hasta severos” en entre un 8 % y un 11 % de los cultivos de café arábiga en Brasil, el mayor productor y exportador mundial del grano, informó este viernes el Ministerio de Agricultura.

“Se calcula que las heladas ocurridas el 20 de julio afectaron un área de entre 150.000 y 200.000 hectáreas de cultivos de café arábiga, con posibilidad de impactos de baja, media y alta intensidad”, afirmó en un comunicado la Compañía Nacional de Abastecimiento (Conab), órgano técnico dependiente del Ministerio.

Tal área en el cinturón cafetero del estado de Minas Gerais, principal región productora del grano de Brasil, equivale a entre el 8 % y el 11 % de los 1,8 millones de hectáreas cultivadas con café arábiga en Brasil, según la Conab.

La variedad arábiga representa cerca del 82 % de las exportaciones brasileñas de café, mientras que las del grano de tipo robusta equivalen al 9 %.

De acuerdo con el organismo, pese a que el área cultivada con café arábiga afectada por las heladas tiene unas 860.000 hectáreas, equivalente el 48 % de los cultivos de este grano en el país, la realmente impactada por el fenómeno climático fue muy inferior.

“Se calcula que el porcentual de área de café arábiga afectada por las heladas, con posibles daños ligeros, moderados o severos, es equivalente a entre el 8 % y el 11 % del área total”, explicó la Conab.

El Gobierno brasileño aún no tiene un cálculo de las pérdidas dejadas por las heladas, que ya provocaron una subida del 10 % de los precios del grano en los mercados internacionales, y este viernes solicitó la ayuda de los caficultores para poder dimensionar el problema.

Según la Exportadora de Café Guaxupé, una importante cooperativa de productores y exportadores que encomendó sobrevuelos de las regiones afectadas y la única que ha ofrecido hasta ahora un número, las heladas pudieron haber provocado una pérdida de hasta 4,5 millones de sacas (de 60 kilos) en la cosecha de 2022, lo que equivale a casi el 10 % de la producción prevista para 2021.

Brasil, el mayor productor y exportador mundial de café, prevé recoger en 2021 una cosecha de 49 millones de sacos del grano, lo que supone una caída del 22,6 % frente al récord de 2020 (63 millones de sacas), pero, por el ciclo bianual, esperaba inicialmente para 2022 una cosecha superior a la de 2020, lo que ahora quedó en duda.

Los daños provocados por las heladas impactarán principalmente la cosecha de 2022.

Ello debido a que las heladas, las de mayor intensidad en los últimos 20 años, se produjeron tras un largo período de sequía y cuando ya prácticamente había concluido la recolección de la cosecha 2020-2021.

“No fue un proceso uniforme y hay lugares que quedaron bien preservados. Aún es temprano para saber cuál es la dimensión exacta del impacto y por eso los equipos técnicos del Gobierno están preparando un informe”, afirmó la directora de la Asociación Brasileña de Cafés Especiales (BSCA), Vanusia Nogueira, en una nota enviada a Efe.

La ministra brasileña de Agricultura, Teresa Cristina Correa, viajó este viernes a Minas Gerais para reunirse con los caficultores y alertó que el Gobierno solo podrá definir un programa de ayuda cuando cuente con informaciones más precisas sobre los daños.

“El informe que será elaborado por los equipos técnicos de Minas Gerais y del Ministerio de Agricultura será fundamental para definir una política para la región. Por eso le pedimos a los productores que nos ofrezcan los datos correctamente, que nos envíen fotografías de sus cultivos”, afirmó la ministra.