La covid paraliza fábricas de grandes marcas como Nike en Vietnam

0
4
600711

CORONAVIRUS VIETNAM

Ho Chi Minh (Vietnam), 21 jul (EFE).- El mayor rebrote de covid-19 que ha vivido Vietnam desde el inicio de la pandemia está afectando a la producción de proveedores de grandes compañías de textil y calzado, como Nike y Adidas, que han tenido que reducir o paralizar su actividad en algunas de sus fábricas.

Según un comunicado del Gobierno vietnamita, la fábrica de la empresa Pouchen, con 56.000 trabajadores (la más grande de la ciudad de Ho Chi Minh), proveedora de Nike, ha tenido que cerrar, al no poder cumplir con los requisitos gubernamentales, que exige que los trabajadores duerman en la fábrica para frenar la hipotética propagación de contagios a la comunidad.

La taiwanesa Pouchen es además proveedora de otras marcas internacionales como Adidas.

“Las fábricas grandes que trabajan para grandes marcas pueden estar cerradas 15 días, pero mucho más no, porque las marcas se van a ir a otros países, tienen producciones muy grandes. Ese es un problema para Vietnam si dura mucho esta situación. Es inviable que una fábrica de 20.000 trabajadores mantenga los trabajadores dentro”, afirmó este martes a Efe un empresario del sector textil que prefiere no dar su nombre.

Casi el 50 por ciento de la producción de calzado de Nike está localizada en Vietnam, pero la empresa no ha indicado si este parón romperá las cadenas de distribución y afectará a la disponiblidad de sus productos en los mercados globales.

Las más afectadas están en Ho Chi Minh (antigua Saigón), que el viernes cumplirá dos semanas de su confinamiento más estricto, con la población obligada a quedarse en casa salvo para actividades esenciales y las fábricas obligadas a cerrar si no son capaces de habilitar las fábricas para que sus trabajadores pernocten allí.

Con 57.000 infecciones y 245 muertes por covid-19 desde el inicio de la pandemia, Vietnam sigue siendo uno de los países con mejores datos, pero lleva semanas intentando controlar sin éxito su brote más fuerte, que ha desbordado su estrategia de cierre de fronteras y rastreo exhaustivo de los positivos y sus contactos.

Con el turismo internacional paralizado, el país logró mantener un crecimiento positivo de su economía en 2020 sobre todo gracias a la pujanza de su industria manufacturera y a la guerra comercial entre Washington y Pekín, que favoreció la deslocalización de empresas de China a Vietnam.

Vietnam, que en todo 2020 apenas registró 1.500 contagios de covid-19, es uno de los países de Asia con un ritmo de vacunación más lento, con 4,3 millones de dosis inoculadas y solo 310.000 inmunizadas con la pauta completa, para una población de más de 97 millones de habitantes.