La artista Yehimi Cambrón alienta a otros “soñadores” a no darse por vencidos

0
52
196038

EEUU ARTE

Atlanta (GA), 29 ene (EFE News).- La joven artista mexicana Yehimi Cambrón es una “dreamer”, activista, educadora, oradora y emprendedora, pero sobre todo una retratista de los “sueños” de los migrantes, a quienes inspira y alienta a no darse por vencidos pese a las adversidades que enfrentan en Estados Unidos.

Con su mensaje de justicia social, la michoacana se ha convertido en los últimos años en una reconocida pintora y sus obras han sido expuestas en diversos sitios de Georgia, entre ellos el prestigioso High Museum of Art de Atlanta, en el verano del año pasado, como parte de la exhibición De Orígenes y Pertenencia, Dibujos de Atlanta (Of Origins and Belonging, Drawn from Atlanta).

La pintora de 27 años también fue seleccionada por el Comité Organizador del Super Bowl de Atlanta en 2019 y la organización WonderRoot para decorar paredes de la ciudad con murales que mostraran el rostro diverso de la capital de Georgia a todos los miles de fanáticos del fútbol americano que llegaron para el evento.

En su obra, Cambrón plasma el rostro de la comunidad migrante, sus luchas, aspiraciones, y especialmente sus sueños, según dijo la artista en una entrevista con Efe.

“Para mí lo más importante es demostrar a la comunidad inmigrante, y más específicamente a la comunidad indocumentada, que aun en la situaciones más difíciles tenemos ese poder y esa fortaleza por todo lo que hemos vivido. Nuestros sueños son más fuertes que cualquier ley, que cualquier político”, declaró la artista.

En uno de los murales encomendados a Cambrón se ven los rostros de cinco migrantes que viven en Atlanta junto a otras tantas mariposas monarca, que son frecuentemente utilizadas como símbolo de esta comunidad porque migran libremente de un lugar a otro.

“Quiero aprovechar mi plataforma, mi voz, para contar nuestra historia a nuestra manera… no las historias de miedo”, aseguró la mexicana, que llegó a Atlanta junto a su familia cuando solo tenía ocho años.

Cambrón, una beneficiaria del programa de Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA), no solo ha inspirado a los jóvenes hispanos a través de su arte; también lo ha hecho en las aulas como educadora y oradora.

Antes de dedicarse de lleno a la pintura el año pasado, Cambrón fue profesora de la Cross Keys High School, una secundaria del área metropolitana de Atlanta donde la mayoría de los alumnos son migrantes hispanos y de la que se graduó en 2010.

Su paso por ese centro escolar dejó huella: gracias a su perseverancia y espíritu de lucha, obtuvo una beca completa de la Goizueta Foundation para estudiar en la Agnes Scott College, en Atlanta, donde se graduó en Arte en 2014.

Cambrón asegura que la llena de satisfacción cuando la gente de la comunidad le agradece por haberle dado valor e inspiración para luchar por sus sueños.

“El hecho de que sea una persona indocumentada mexicana que esté haciendo este trabajo representa algo importante para nuestra comunidad. De vez en cuando me llegan mensajes de estudiantes que me dan las gracias por el recordatorio de que sigan luchando por sus sueños”, dijo la artista.

El compromiso y activismo social a través del arte la hizo acreedora del reconocimiento “Mexicanos Distinguidos” que otorga el Gobierno de México a los mexicanos que residen en el exterior que hayan hecho contribuciones extraordinarias en sus ámbitos de trabajo y promuevan con ello al país a nivel internacional.

“Los murales de Yehimi hablan de la fuerza de los inmigrantes, de su aportaciones aquí, de lo que aportan y significan para Atlanta, para Georgia y para Estados Unidos, y coincidimos en que ese mensaje es importante subrayarlo”, dijo el cónsul general de México en Atlanta, Javier Díaz de León, al presentar el honor a la joven artista el pasado 31 de octubre.

Entre sus próximos proyectos, Cambrón dijo que tiene previsto participar en la realización de un mural en El Refugio, un albergue para los familiares que visitan a los migrantes detenidos en el Centro de Detención de Stewart, Georgia; otro en Hapeville, en el mismo estado, tras recibir una subvención del National Endowment for the Arts, y uno más en Saint James, Minnesota.

196038196038