Junta escolar de Filadelfia votará para crear “escuelas santuario”

0
13
571288

INMIGRACIÓN

Nueva York, 24 jun (EFE News).- La junta escolar de Filadelfia se dispone a votar una resolución que declara “escuelas santuario” a los planteles bajo su jurisdicción para proteger y dar apoyo emocional a sus estudiantes ante la posible intervención de agentes de inmigración.

La resolución, presentada por el grupo comunitario Juntos, también propone que se capacite más al personal sobre cómo responder si agentes piden información sobre los jóvenes inmigrantes, y tener un equipo de “respuesta rápida” si ocurre una redada en la comunidad de Filadelfia, una ciudad santuario.

“Es una resolución que exige protección para los inmigrantes, como no compartir los datos y asegurar entrenamiento para los maestros y demás personal por si llega un agente del Servicio de Control de Inmigración y Aduanas (ICE) a las escuelas”, dijo a Efe la directora ejecutiva de Juntos, Érika Núñez.

Juntos lanzó la campaña “No hay ciudades santuario sin escuelas santuario” el pasado marzo cuando presentó la resolución para la consideración de la junta de Filadelfia, que surgió tras la “consternación” que dijo hubo en la comunidad el año pasado cuando una madre hondureña embarazada fue arrestada en una escuela.

“Fue muy fuerte, muy traumático para la comunidad”, aseguró.

Aunque el distrito escolar de Filadelfia tiene políticas para no divulgar información sobre los estudiantes a agentes del ICE, mucho personal lo desconoce.

Una encuesta realizada por Juntos entre 350 administradores y maestros mostró que 75 % dijeron que no habían recibido capacitación sobre el ICE, y 73 % que no sabían a quién notificar si esa agencia preguntaba sobre los estudiantes.

De acuerdo con las reglas del ICE, no se realizan arrestos en “lugares sensibles” como hospitales, iglesias o escuelas, que se extienden a actividades al aire libre relacionadas con la escuela y paradas de autobús cuando hay niños presentes.

Pero activistas han denunciado que el ICE viola sus propias políticas al arrestar a adolescentes mientras caminan a la escuela o detener a los padres inmediatamente antes o después de dejar a sus hijos, como ocurrió con la madre embarazada, detenida tras dejar a su niño en una escuela elemental en el sur de Filadelfia.

Núñez indicó además a Efe que aunque la resolución que presentaron fue enmendada por la junta escolar, considera que “es un primer paso” para proteger a los estudiantes inmigrantes.

De acuerdo con la resolución, el superintendente del distrito de Filadelfia tiene 90 días para desarrollar una política para la capacitación del personal.