Jesús García (RPM-MKTG): “La Titan Desert de este año no va a ser rentable”

0
5
325719

INDUSTRIA DEL DEPORTE

Barcelona, 30 oct (EFE).- El lunes 2 de noviembre empezará la Titan Desert Almería 2000, que por primera vez en 15 años se celebrará fuera de Marruecos a causa de la pandemia del coronavirus, y Jesús García, el consejero delegado de RPM-MKTG (empresa organizadora de la prueba) explica que no será rentable económicamente por la medidas sanitarias que deberán tomar.

Pero García puntualiza en esta entrevista con EFE que su propósito es permitir la participación en la prueba de los deportistas que llevan muchos meses preparándose para ella y sembrar el futuro.

Pregunta: En España se acaba de decretar un Estado de Alarma, se están incrementando las restricciones y este lunes empieza la Titan Desert en Almería. ¿Se podrá celebrar?

Respuesta: Estamos tremendamente preocupados por la situación en el sector después de que en el primer semestre ya se cancelara prácticamente todo. Aún no sabemos al 100% qué sucederá, pero tenemos la esperanza de que se pueda celebrar la Titan Desert. Estamos hablando continuamente con las autoridades y pondremos en marcha todas las medidas sanitarias a nuestro alcance.

P: ¿Cuáles son?

R: Haremos unos 1.000 tests antígenos a las personas que participen de alguna manera en la Titan Desert y estas no saldrán de la burbuja gracias a todo el sistema de seguridad que hemos elaborado. Hemos limitado el número de participantes a 500. Además, trasladamos la prueba de Marruecos a España.

P: ¿Qué ha supuesto esto a nivel logístico?

R: A nivel logístico eso supuso un quebradero de cabeza enorme: empezando porque la prueba pasará por parques naturales protegidos como el Cabo de Gata y continuando por los nuevos permisos de tráfico y de medio ambiente que tuvimos que pedir o la dificultad para alojar en hoteles a 1.000 personas en tiempos de coronavirus.

P: ¿Es rentable económicamente para la organización todo este sobrecoste?

R: Para esta edición no es rentable, pero hay 700 deportistas entrenándose para realizar su sueño y no los hemos querido dejar de lado. La explotación económica de este año no va a resultar positiva, pero tenemos que sembrar para el futuro y apostar por estos deportistas que este año prácticamente no han podido competir en ninguna prueba.

P: RPM-MKTG también organiza maratones como los de Sevilla y Barcelona. El primero está previsto para el 14 de febrero de 2021 y el segundo para el 7 de noviembre de 2021. En estas pruebas participan miles de corredores, la mayoría de ellos aficionados. ¿También deberán pasar tests antígenos?

R: Tengo la esperanza de que en 2021 podamos llevar a cabo eventos de participación masiva, aunque casi todos estarán concentrados en el segundo semestre del año. No tendría sentido llenar de pruebas el primer semestre cuando hay la posibilidad de que el Estado de Alarma se alargue hasta abril. Pero es evidente que no concibo una carrera popular como el Maratón de Barcelona, en la cual participan unos 20.000 atletas y acuden casi 50.000 personas contando también los amigos y familiares que van a verlos, teniendo que hacer tests antígenos a todo el mundo cuando el precio del dorsal es de 70 euros. El sobrecoste para la organización sería mayúsculo. Si llegado el momento esa fuese la única solución tendríamos que volver a plantearnos hacer la prueba de manera virtual como hemos hecho este 2020 con el Maratón de Barcelona.

P: Imagino que el panorama aún es menos halagüeño para los eventos deportivos que se celebran en pabellones. RPM-MKTG es el organizador del Supercross & Freestyle Barcelona o del Trial Indoor de Barcelona, que se acostumbraban a celebrar en el Palau Sant Jordi. ¿Sin público es rentable hacerlos?

R: El presupuesto de pruebas como estas se calcula en base al aforo de público que habrá. Con un ‘sold out’ de 20.000 personas te puedes plantear organizar un tipo de espectáculo determinado. Si el aforo se reduce a 3.000 personas, o multiplicas el precio de la entrada por 20 o no salen las cuentas. Si el fútbol sobrevive a puerta cerrada es gracias a los ingresos televisivos.

De todas maneras, esperamos que la situación empiece a mejorar en este sentido después de Navidad. Pero la incertidumbre nos está matando desde la aparición de la pandemia.

Sergi Escudero

Leave a Reply