Jazz, Sixers y Hawks cumplen los pronósticos y llegan a semifinales

0
6
545733

BALONCESTO NBA

Houston (EE.UU.), 2 jun (EFE).- La normalidad llegó a los playoffs de la NBA con la clasificación este miércoles de los Utah Jazz, Philadelphia Sixers y Atlanta Hawks a las semifinales de sus respectivas Conferencias del Oeste y el Este después de haber superado las eliminatorias de primera ronda por 4-1 al mejor de siete.

El escolta estrella Donovan Mitchell se encargó de liderar de nuevo a los Jazz al triunfo de 126-110 a los Memphis Grizzlies en el quinto partido de la eliminatoria.

El mejor equipo de la liga confirmó que es el máximo aspirante a conseguir el título en la Conferencia Oeste, donde tendrá de rival al ganador de la eliminatoria que disputan Los Angeles Clippers contra los Dallas Mavericks, con ventaja de 3-2 para el equipo.

El primer partido de semifinales se jugará en el Vivint Arena de Salt Lake City.

Mitchell aportó un doble-doble de 30 puntos, 10 asistencias y seis rebotes, su mejor partido de la serie, y los Jazz consiguieron ganar una eliminatoria de primera ronda de playoffs por primera vez desde el 2018.

Mientras que los Grizzlies comenzarán sus vacaciones anticipadas después de perder los últimos cuatro partidos tras haber dado la sorpresa con la victoria en el partido inaugural de la serie que se disputó en el Vivint Arena.

Si Mitchell reivindicó su condición de jugador franquicia, no disputó el primer partido, el pívot francés Rudy Gobert siguió en su línea de líder indiscutible dentro de la pintura y también acabó con un doble-doble de 23 puntos y 15 rebotes, además de poner tres tapones.

Una vez más, el base Jordan Clarkson reivindicó su condición de ganador del premio de Sextos Jugador del Año y logró 24 puntos como reserva.

Mientras que el ala-pívot Royce O’Neale, que cada día va a más en su juego individual, llegó a los 17 tantos, los mismos que tuvo el alero croata Bojan Bogdanovic, que complementa perfectamente el trabajo ofensivo de Mitchell como primera opción de ataque.

Ante este juego completo individual y de equipo, los Grizzlies solo pudieron presentar el máximo de lucha y resistencia, pero sin tener nunca opción al triunfo.

El base Ja Morant y el alero Dillon Brooks lideraron a Memphis con 27 puntos cada uno, pero sin que pudiesen estar al frente del marcador.

La ausencia del pívot estelar, el camerunés Joel Embiid, no impidió a los Sixers vencer por 129-112 a los Washington Wizards en el quinto partido y ganar también por 4-1 la serie.

Los Sixers, que acabaron la liga con la mejor marca de la Conferencia Este, vuelven a las semifinales después que el año pasado quedaron eliminados en la primera ronda cuando fueron barridos 4-0 por los Boston Celtics en la burbuja de Orlando.

El rival de los Sixers en las semifinales serán los Hawks, que en el quinto partido derrotaron a domicilio por 89-103 a los New York Knicks.

Un duelo para que esperan contar también con Embiid, su jugador franquicia, que estuvo en los calentamientos previos al partido.

Sin Embiid, lesionado en el cuarto partido, sufrió un desgarro de menisco en la rodilla derecha, el escolta Seth Curry surgió con su mejor inspiración encestadora y lideró el ataque de los Sixers al conseguir 30 puntos tras anotar 10 de 17 tiros de campo, incluidos 3 de 6 intentos de triples y 7-7 desde la línea de personal.

Curry estableció su mejor marca como profesional en los playoffs al superar los 22 anteriores que había conseguido y se convirtió en el factor sorpresa ganador.

El alero Tobias Harris llegó a los 28 tantos como segundo máximo encestador, además de capturar nueve rebotes, repartir seis asistencias, recuperar tres balones y puso un tapón en otra labor individual decisiva.

Como lo fue también el triple-doble que aportó el base australiano Ben Simmons que logró con 19 puntos, 10 rebotes, 11 asistencias y puso dos tapones.

Mientras que el base Trae Young volvió a brillar de manera especial en el Madison Square Garden al anotar 36 puntos y los Hawks volvieron a las semifinales de la Conferencia Este por primera vez desde el 2016.

El pívot suizo Clint Capela respaldó sus palabras de confianza del día anterior con un doble-doble decisivo de 14 puntos, 15 rebotes y dos tapones con los Hawks.

Junto a Young, que anotó 3 de 11 tiros desde fuera del perímetro con nueve asistencias y Capela, el alero De’Andre Hunter aportó otros 15 puntos y el ala-pívot John Collins llegó a los 13 tantos, además de capturar siete rebotes.

El ala-pívot Julius Randle volvió a ser el mejor de los Knicks al conseguir un doble-doble de 23 puntos y 13 rebotes, pero el equipo de Nueva York concluyó de manera decepcionante la participación en la postemporada.

El drama volvió a estar presente en el Staples Center, donde los Mavericks consiguieron su tercer triunfo consecutivo de la serie frente a los Clippers después de vencer por 100-105 y ponerse con la ventaja de 3-2.

Un excepcional Luka Doncic, que aportó un doble-doble de 42 puntos, 14 asistencias y ocho rebotes, hizo la diferencia a favor de los Mavericks que están a un triunfo de conseguir el pase a las semifinales y ser los únicos que hasta ahora han roto los pronósticos.

Sonia Salazar