Gobierno polaco advierte de tensión sin precedentes en frontera bielorrusa

0
3
653536

POLONIA BIELORRUSIA

Cracovia (Polonia), 6 sep (EFE).- El primer ministro polaco, Mateusz Morawiecki, aseguró este lunes que su país no ha vivido “una situación tan tensa en la frontera con Bielorrusia” como la actual “en los últimos 30 años” y acusó a los servicios secretos de Minsk de orquestar una campaña de desestabilización contra Polonia.

Morawiecki se refirió al campamento donde permanecen desde hace tres semanas unos 30 refugiados, a pocos metros de la frontera polaca, como “una especie de tapadera para una acción organizada de los servicios bielorrusos” y afirmó que “los bielorrusos planean crear más lugares de este tipo”.

El precario asentamiento, donde según organizaciones humanitarias polacas hay unas 30 personas viviendo a la intemperie, sin suministros y sin asistencia de ningún tipo, se convirtió en un foco de tensión debido a los intentos de varios activistas de proporcionarles alimentos y medicinas atravesando la alambrada levantada por el ejército polaco.

Uno de esos activistas, Wladyslaw Frasyniuk, criticó la actitud de las fuerzas de vigilancia polacas y les calificó de “basura antipolaca que escupe a los ideales de sus mayores, jauría de perros rodeando a personas indefensas”, palabras que el expresidente del país, Lech Walesa, suscribió, e incluso llegó a comparar a los soldados con los nazis “que también obedecían órdenes”.

Morawiecki condenó esos comentarios y se refirió a ellos como “vergonzosas, despreciables palabras” que “deberían retirarse de inmediato”.

La franja fronteriza de las dos provincias polacas limítrofes con Bielorrusia, Polaquia y Lublin (este) se encuentran desde el pasado jueves en estado de alerta debido al aumento de la migración ilegal que tiene lugar desde hace meses desde el lado bielorruso, una situación que Morawiecki calificó de “guerra híbrida” iniciada por Minsk.

Debido a ello, tanto la circulación de personas como el uso de vehículos está restringido en unos 200 municipios, una circunstancia sin precedentes desde la instauración de la democracia en Polonia hace tres décadas.

Dos periodistas que grabaron imágenes en las inmediaciones de la frontera se enfrentan a cargos presentados por la policía polaca, lo que ha llevado a grupos como Amnistía Internacional y Reporteros sin Fronteras a expresar su preocupación.

El jefe del Gobierno polaco recordó que, “solo desde principios de agosto, el número de intentos frustrados de cruzar ilegalmente la frontera ha ascendido a 4.000″ y aseguró que la Guardia Fronteriza ha identificado muchos más intentos de infiltraciones ilegales y a grupos de traficantes de personas al servicio del gobierno bielorruso”.

La semana próxima tendrán lugar las maniobras militares “Zapad 2021”, que durarán una semana, en las que participarán fuerzas militares rusas y bielorrusas.

El viceministro polaco de Defensa, Marcin Ociepa, recordó la semana pasada que “la agresión rusa contra Ucrania también comenzó con unos ejercicios militares”.