GM llama a revisión 3,46 millones de camionetas y SUV por problemas de frenos

0
24
166563

MOTOR GM

Washington, 11 sep (EFEUSA).- El fabricante de automóviles General Motors (GM) anunció hoy la llamada a revisión de 3,46 millones de camionetas “pickup” y todocaminos SUV por un grave problema con el sistema de frenos, que ya ha causado 113 accidentes y lesiones a 13 personas.

GM advirtió a las autoridades federales de que un defecto en la bomba de vacío del sistema de frenos provoca la pérdida de eficiencia con el paso del tiempo, lo que supone que el conductor tiene que aplicar una mayor fuerza en el pedal de frenado, a la vez que aumenta la distancia requerida para detener el vehículo.

GM dijo que el defecto aumenta el riesgo de accidente y que, de hecho, ha recibido notificaciones de 113 incidentes relacionados con el problema.

El fabricante no había tomado medidas en el país hasta ahora, pese a que la Administración Nacional para la Seguridad en la Carretera (NHTSA, en inglés) empezó a investigar el defecto en noviembre de 2018 tras recibir informes de nueve accidentes y dos lesiones.

Además, en junio, GM Canadá llamó a revisión 310.000 vehículos por el mismo problema.

Los automóviles afectados por la llamada a revisión en Estados Unidos son los modelos Cadillac Escalade, Chevrolet Silverado, Suburban y Tahoe, así como los GMC Sierra y Yukon, todos ellos de los años 2014 a 2018.

No todos los vehículos de esos modelos y años están afectados por el problema: GM señaló que ha utilizado bombas de vacío de otro diseño que no han dado problemas.

GM comunicó a NHTSA que los concesionarios de la compañía reprogramarán el módulo de control del frenado electrónico para solucionar el problema, aunque la compañía no ha señalado cuándo se realizará las reparación.

El cambio en el software “mejorará la forma en que el sistema utiliza la función de ayuda de frenado hidráulica cuando la ayuda por vacío esté agotada”, explicó GM a NHTSA.

GM también informó hoy de que llamará a revisión 117.000 unidades del Chevrolet Malibu del año 2018 por problemas en los inyectores de combustible.

El módulo electrónico de control de los motores de estos vehículos, equipados con motores turbo de 1,5 litros, pueden experimentar un error de software que resulta en la desconexión de los inyectores de combustible.

En ese caso, los motores pueden dejar de funcionar o no ponerse en marcha.

Además, la compañía llamará a revisión 91.000 furgonetas Chevrolet Express y GMC Savana del año 2019 por un problema con el indicador luminoso que alerta sobre la situación del cinturón de seguridad.

SHARE

Leave a Reply