Monterrey.- Con sus tres goles de en la semifinal del Apertura 2017 del fútbol mexicano,  el argentino Rogelio Funes Mori ha llegado a la mayoría de edad como figura del equipo Monterrey, con el que espera ser campeón la próxima semana.

En su tercer año con los Rayados, Funes Mori ha confirmado su madurez como futbolista y su capacidad para brillar a la hora decisiva con seis goles en cuatro partidos de liguilla.

Fuerte, con 1.90 de estatura y 80 kilos de peso, es un delantero portentoso que también puede poner buenos pases y es considerado una de las figuras claves de los Rayados que el jueves y domingo próximos retarán a su más enconado rival, los Tigres de la UANL, en la primera final de liga entre ambos.

Con 26 años, el atacante parece pasar por un estado de gracia, ese que se necesita en los momentos difíciles como la final que se acerca, uno de los retos deportivos más importantes de la historia de su equipo.

“Vamos por ellos”, dijo Funes Mori, confiado en comportarse en la final como persona mayor en el área de los Tigres.

Leave a Reply