Francia y Dinamarca convencen; España sufre y Hungría defrauda

0
8
795586

BALONMNANO EUROPEO 2022

Redacción deportes, 13 ene (EFE).- La selección de Francia, vigente campeona olímpica, arrancó su andadura en el Europeo de Hungría y Eslovaquia con un golpe de autoridad, tras imponerse este jueves por 22-27 a una mermada Croacia, en una jornada inaugural en la que Dinamarca, última campeona mundial, no dio opción (30-21) a Montenegro y los Países Bajos protagonizaron la sorpresa al doblegar por 28-31 a Hungría.

Una sorpresa que evitó el conjunto español, ganador de las dos últimas ediciones del torneo, tras imponerse por un ajustado 28-26 a la República Checa, en un encuentro en el que los “Hispanos” se estrellaron una y otra vez con el guardameta Tomas Mrkva, que cerró el choque con un 40 por ciento de paradas.

Muchos menos problemas tuvieron Suecia y Noruega, los dos equipos que completan la nómina de favoritos, tras saldar su estreno en el torneo con dos claras victorias sobre Bosnia (30-18) y Eslovaquia (35-25).

Sustentado en su habitual fortaleza defensiva, pese a la ausencia del lesionado Luka Karabatic, el conjunto francés dominó en todo momento a una Croacia que no pudo superar las ausencia de sus dos máximas estrellas, los centrales Domagoj Duvnjak y Luka Cindric, que se perdieron la cita tras dar positivo por coronavirus.

Pero ni aún así se rindió el conjunto croata, que liderado por el joven Tin Lucin, exjugador del Ademar de León, llegó al ecuador de la segunda parte con tan sólo dos goles de desventaja (17-19) en el marcador, que hacía soñar a los balcánicos con la posibilidad de dar la sorpresa.

Unas esperanzas que se rompieron apenas dos minutos más tarde con una doble exclusión y la tarjeta azul a David Mandic, que se perderá por esta razón el duelo del próximo sábado con Serbia, y que dejaron a los croatas con tan sólo tres jugadores de campo sobre la pista.

Circunstancia que no desaprovechó para abrir una brecha de cuatro tantos en el marcador (19-23) que los de Guillaume Gille, entre los que destacaron los barcelonistas Ludovic Fabregas y Dika Men, supieron administrar como reflejó el 22-27 final.

Una importante victoria que no sin embargo a los campeones olímpicos para situarse en la primera plaza del grupo C, con sede en la ciudad húngara de Szeged, que ocupará Serbia tras imponerse por un claro 31-23 a Ucrania.

El conjunto que dirige el español Toni Gerona se sobrepuso a las numerosas e importantes bajas con las que cuanta a causa del coronavirus y de la mano de un excepcional Lazar Kukic, exjugador del BM. Logroño La Rioja, autor de siete dianas, superó con claridad a Ucrania en un choque que los balcánicos dejaron sentenciado (26-16) a falta de diez minutos para el final.

Tampoco tuvo ninguna complicación para sumar los dos primeros puntos en su casillero la selección de Dinamarca, tras vencer por 30-21 a Montenegro en un encuentro que los nórdicos dominaron a placer, gracias al buen hacer de Niklas Landin, elegido mejor jugador del partido, bajo los palos y el acierto de Mikkel Hansen, que cerró el choque con diez dianas-

Muchos más apuros paso Eslovenia, semifinalista hace dos años, para doblegar por 27-25 a Macedonia, en un encuentro en el que los de Ljubomir Vranjes hicieron valer la mayor profundidad de su plantilla ante un joven conjunto macedonio, que soñó con la sorpresa tras situarse a tan sólo un gol (23-22) a falta de siete minutos para el final.

Una sufrida victoria que permitirá a los eslovenos llegar empatados a puntos con los nórdicos en la clasificación al choque que medirá el próximo sábado a Eslovenia y Dinamarca en la ciudad húngara de Debrecen y en el que se decidirá con toda probabilidad el campeón del grupo A.

Primer puesto que parecía reservada en el grupo B a los anfitriones, Hungría, que partían como uno de los máximos favoritos para pelear las medallas.

Un cartel que comenzó a agrietarse con la derrota 28-31 encajada este jueves ante los Países Bajos ante la atónita mirada de los 20.000 espectadores que abarrotaron el Budapest Handball Arena.

Superados por la presión la selección magiar nunca encontró la fórmula para contener al central Luc Steins, magistral en la dirección del equipo, ni al lateral Kay Smits, autor de once dianas, que permitieron a los Países Bajos protagonizar la primera gran sorpresa del campeonato.

Sorpresa que evitó el conjunto español, ganador de la dos últimas ediciones, pese a sufrir lo indecible para doblegar por 28-26 a la República Checa, en un duelo en el que los “Hispanos” a punto estuvieron de pagar con la derrota su falta de eficacia en el lanzamiento.

Pero la solidez defensiva del equipo español, así como el buen hacer de un acertadísimo Eduardo Gurbindo y, sobre todo, de un decisivo Antonio García permitieron a España sumar los dos puntos, que le permitirán jugarse el próximo sábado la primera plaza del grupo D con Suecia, que no tuvo ningún problema para vencer por 30-18 a Bosnia, en un choque en el que destacó la actuación del portero Peter Johannesson, que superó el 50 por ciento de paradas.

Por su parte, Noruega no necesitó la mejor versión de Sander Sagosen, que cerró el choque con tan sólo tres dianas, para vencer por un claro 35-25 a Eslovaquia, en un grupo F en el que Rusia se impuso por un ajustado 29-27 a Lituania, en un choque en el que ni los diez goles de Sergei Kosotorov impidieron a los rusos sufrir en los segundos finales.

795586