Fiesta balcánica de Osasuna en San Mamés para celebrar la salvación

0
4
515827

FÚTBOL OSASUNA

Pamplona, 9 may (EFE).- Osasuna celebró anoche su permanencia una temporada más en Primera División tras haber empatado en San Mamés gracias a los tantos del serbio Darko Brasanac y el croata Ante Budimir.

La derrota del Huesca en el Ramón de Carranza dejó a los rojillos con 10 puntos sobre el descenso cuando quedaban nueve en juego a sus rivales, noticia que no rebajó la ilusión de llevarse un buen resultado del feudo vizcaíno.

El centrocampista Brasanac metió su segundo tanto de la temporada para empatar el choque después de que el Athletic tomase ventaja a los pocos segundos de empezar.

En el minuto 12, Darko aprovechó una mala salida de Unai Simón para poner el empate a uno solo en el primero palo gracias a un buen centro de Juan Cruz desde el costado izquierdo.

Osasuna se recompuso muy rápido al tempranero batacazo para, a partir de entonces, mirar de tú a tú al Athletic en su estadio.

Con el paso del tiempo Osasuna fue a más, sin duda una buena noticia para un equipo ya salvado que pudo darse por sentenciado con el 2-1 que reflejó el electrónico a partir del minuto 62.

Los cambios introducidos por Jagoba Arrasate (Chimy Ávila, Nacho Vidal, Rubén García, Jony y Gallego), tuvieron una clara consigna: buscar el empate a toda costa para no volver de vacío a Pamplona y sumar tres jornadas después.

Ante Budimir salió de inicio en punta para buscarse la vida como mejor sabe hacer, teniendo presencia en ataque y trabajando de lo lindo cuando la situación así lo requiso.

Dicen que el que la sigue la consigue, y el delantero cedido por el Mallorca quiso comprobarlo. No paró de insistir hasta que encontró el premio a falta de dos minutos para el final. Budimir anotó el gol del empate tras aprovechar un centro mordido de Enric Gallego.

De esta forma, los futbolistas balcánicos de Osasuna marcaron por primera vez en el mismo encuentro para acabar siendo los protagonistas de un duelo con un significado especial para la hinchada navarra. Fiesta balcánica en San Mamés.

“Lo más bonito que hay es un gol en el último minuto y disfruté de ello”, dijo el croata a los micrófonos de Movistar LaLiga nada más finalizar antes de asegurar que “llegar salvados a la jornada 35 tiene mucho mérito”. EFE

1011911

le-rr