El paro se estabiliza en la UE tras un año de pandemia

0
12
476065

UE DESEMPLEO

Bruselas, 6 abr (EFE).- El desempleo en la Unión Europea (UE) dio signos de estabilización tras un año de pandemia, después de que en febrero la tasa de paro de los Veintisiete permaneciera sin cambios en el 7,5 % con respecto a enero y la de la eurozona se mantuviera en el 8,3 %, según informó este martes la oficina de estadística comunitaria, Eurostat.

El pasado 4 de marzo, Eurostat anunció que el desempleo en el primer mes de 2021 había sido del 8,1 % en los diecinueve países que comparten la moneda única y del 7,3 % en la UE, pero hoy revisó al alza ambas cifras.

En diciembre, el indicador de desempleo se había ubicado en el 8,2 % en el área del euro y en el 7,4 % en todo el club comunitario, mientras que en noviembre la tasa fue del 8,3 % y del 7,4 % respectivamente.

Por países, la mayor subida mensual entre enero y febrero de 2021 tuvo lugar en Letonia y fue de dos décimas porcentuales, hasta alcanzar el 8,7 %.

La mayoría de Estados miembros o bien experimentaron incrementos de una décima porcentual (España, Francia o Bélgica) o bien no vieron cambios en sus tasas de paro (Dinamarca, Irlanda, Países Bajos, Austria, Polonia o Portugal).

Otros países anotaron leves bajadas, en su mayoría, de una sola décima porcentual. Fue el caso de Alemania, Italia, Suecia o Chequia.

En términos interanuales, el indicador del paro creció un punto porcentual entre febrero de 2020 y 2021 tanto en la UE (del 6,5 % al 7,5 %) como en el área del euro (del 7,3 % al 8,3 %).

En España, la tasa de desempleo aumentó 2,5 puntos porcentuales entre febrero de 2020 y el mismo mes de 2021, lo que supuso la segunda mayor subida interanual de toda la Unión Europea, por detrás de Lituania.

Así, el paro en febrero de este año se situó en España en el 16,1 %, frente al 13,6 % anotado el mismo mes de 2020.

Si se realiza la comparación mensual entre enero y febrero de 2021, la tasa de desempleo pasó del 16 % al 16,1 %. Ese 16,1 % es el mayor porcentaje entre los países de los que Eurostat publicó datos hoy.

La oficina de estadística comunitaria estimó que en febrero 15,9 millones de personas no tenían trabajo en los Veintisiete, de los que 13,5 millones se encontraban en la eurozona.

Frente a enero de este año, el número de desempleados creció en 34.000 individuos en la UE y en 48.000 en el club de la moneda compartida.

Con respecto a febrero de 2020, la tasa de paro avanzó en 1,9 millones de personas en la Unión y en 1,5 millones en los diecinueve países del euro.

Entre los países de los que Eurostat facilitó datos, los incrementos interanuales más acusados tuvieron lugar en Lituania (2,9 puntos porcentuales más, hasta el 9,6 %), España (2,5 puntos más, hasta el 16,1 %) y Estonia (2,2 puntos más, hasta el 7,2 %).

La tasa de paro juvenil cayó una décima en la eurozona (al 17,3 %) y dos en los Veintisiete (al 17,2 %) entre enero y febrero de 2021.

Por tanto, en el segundo mes de este año 2,9 millones de individuos menores de veinticinco años no tenían empleo en la Unión Europea, de los que 2,3 millones residían en el club del euro.

En España, el desempleo juvenil cayó tres décimas entre enero y febrero de 2021, hasta el 39,6 %, el mayor porcentaje entre los Estados miembros de los que Eurostat publicó datos este martes. El incremento interanual entre febrero de 2020 y 2021 fue de 8,1 puntos porcentuales en España.

Por géneros, la tasa de desempleo entre las mujeres fue de 7,9 % en la UE en febrero, estable frente a enero, en tanto que entre los hombres permaneció en el 7,1 %. En la eurozona, el indicador entre las mujeres creció una décima en febrero, hasta el 8,8 %, en tanto que entre los varones siguió en el 7,9 %.

En España, el paro entre los hombres era en febrero del 14,1 % y entre las mujeres, del 18,3 %.

Eurostat explicó que los datos publicados este martes se basan en los criterios que sigue la Organización Internacional del Trabajo (OIT), según los cuales una persona desempleada es un individuo sin trabajo que ha buscado un puesto laboral de forma activa en las últimas cuatro semanas y puede empezar a trabajar en las siguientes dos semanas.