El presidente albanés acusa a la embajadora de EEUU de interferir en las elecciones

0
10
498611

ALBANIA ELECCIONES

Tirana, 24 abr (EFE).- El presidente albanés, Ilir Meta, rompió este sábado con el silencio de la jornada de reflexión y acusó a la embajadora estadounidense Yuri Kim de intentar interferir en los asuntos internos del país, que mañana va a elecciones parlamentarias.

“No me impresionan los lobistas que hablan inglés y piensan en serbio sobre Albania”, dijo Meta hoy en una de las dos ruedas de prensa que dio a pesar de la jornada de reflexión y en la que acusó a Kim de defender los intereses serbios en Albania.

El conflicto entre el presidente y la diplomático estadounidense se agudizó anoche cuando esta le envió un mensaje de texto mientras Meta daba una entrevista a la televisión Syri.net, en el que le expresaba su rechazo al llamamiento de Meta a los ciudadanos para “afilar las hachas y horcas” para defender el voto, algo que Kim calificó de “inaceptable”.

“Estas amenazas merecen condena. Aquellos que incitan a la violencia serán considerados responsables de los resultados de sus palabras y acciones”, escribió la embajadora.

Meta acusó en plena entrevista a la diplomático de apoyar al primer ministro y candidato a la reelección, Edi Rama, y alegó que Kim lo había amenazado anteriormente en una llamada telefónica en la que, según el presidente, le dijo “sabemos algunas cosas sobre ti”.

“Si los Estados Unidos tienen algún problema conmigo, por favor avísenme porque sé que podrían matarme”, dijo Meta, quien afirmó que, de ser el caso, se iría a una montaña para que le puedan lanzar un misil sin dañar a terceros.

Meta ha tenido un rol activo en la campaña electoral y ha tomado partido por la oposición, llegando a asegurar que no dejará a Rama formar gobierno, a quien ha calificado de “loco”, “impostor”, “drogadicto”, “gángster” y “conejo” entre otros.

Un día después de asegurar que de ganar Rama el domingo dimitiría del cargo de presidente y se echaría a las calles para pedir su salida, hoy Meta afirmó que permanecerá en el cargo para garantizar “el cambio de poderes” a manos de la oposición.