El FMI aprueba un alivio de la deuda de Sudán por valor de 23.300 millones de dólares

0
14
577043

FMI SUDÁN

Washington, 29 jun (EFE).- El Fondo Monetario Internacional (FMI) anunció este martes que aprobó un alivio de deuda de Sudán por una cantidad total de 23.300 millones de dólares, dentro de la iniciativa conjunta con el Banco Mundial (BM) llamada Países Pobres Muy Endeudados (HIPC, en sus siglas en inglés).

De acuerdo a ambos organismos, esta es la mayor operación del programa HIPC, del que se han beneficiado anteriormente 37 naciones.

En un comunicado, la directora gerente del FMI, Kristalina Georgieva, felicitó al Gobierno y al pueblo sudanés por “sus inquebrantables esfuerzos durante el año pasado para lograr este hito histórico en condiciones desafiantes exacerbadas por la pandemia de la covid-19”.

Georgieva se refería a varias reformas económicas implementadas en los últimos meses por el Ejecutivo del primer ministro sudanés, Abdallá Hamdok, como eliminar los enormes subsidios de combustible, una petición expresa del Fondo.

“Sudán debe mantener y ampliar la implementación de estas reformas y, al hacerlo, puede contar con el apoyo continuo del FMI para asegurar un futuro más próspero”, indicó la dirigente del FMI.

Sudán, cuya inflación supera el 370 % en estos momentos, sufre una grave crisis de productos básicos, como el pan, la harina y los combustibles, debido a la devaluación de la moneda local frente al dólar, sobre todo en el mercado negro.

La escasez de pan y harina y la consecuente subida de su coste estaban detrás de las protestas que estallaron a finales de 2018 y que culminaron en abril de 2019 con el derrocamiento del entonces mandatario, Omar al Bashir, dando paso al actual periodo de transición.

Según el Banco Mundial, el acuerdo de este martes se complementará con otras iniciativas de alivio de deuda, que elevarán el monto total a más de 50.000 millones de dólares en términos de valor actual neto, lo que representa más del 90 % de la deuda externa total de Sudán.

En este sentido, el presidente del BM, David Malpass, celebró que esta reducción de su carga de deuda dará resultados “transformadores” en una nación “que ha sufrido conflictos, inestabilidad y aislamiento económico durante décadas”.

Por su parte, Hamdok aseguró en ese comunicado que este es “un gran día” para Sudán que “reafirma que todos los esfuerzos y sacrificios del pueblo sudanés son reconocidos y recompensados”.

“El Gobierno de Sudán expresa su agradecimiento al FMI, el Grupo del Banco Mundial y otros socios por su apoyo inquebrantable y al pueblo sudanés por su resistencia, paciencia y dedicación en estos tiempos difíciles”, agregó.

Como parte del acuerdo, el país africano se comprometió a implementar políticas para reducir la pobreza, poner en marcha un conjunto de reformas centradas en la sostenibilidad fiscal y impulsar la flexibilidad del tipo de cambio, entre otras medidas.

Además, prometió al Fondo la ampliación de la red de seguridad social, el fortalecimiento del sector financiero y la mejora de la gobernanza y la transparencia.