El consejero delegado de Costco fue autorizado a viajar a Canadá sin cuarentena

0
6
309193

CORONAVIRUS CANADÁ

Toronto (Canadá), 16 oct (EFE).- Por segunda vez desde el inicio de la pandemia, las autoridades canadienses se han disculpado por permitir la entrada en el país de altos ejecutivos estadounidenses sin obligarles a mantener una cuarentena, como al resto de las personas procedentes del extranjero.

En esta ocasión, las autoridades canadienses permitieron en agosto que el consejero delegado del gigante del comercio Costco, Craig Jelinek, y otro alto ejecutivo de la cadena de establecimientos de venta mayorista, permaneciesen durante tres días en el país sin pasar los 14 días de cuarentena obligatorios.

Según la radiotelevisión pública canadiense, CBC, Jelinek y Joe Portera llegaron a Canadá el 25 de agosto en un avión privado para participar en la apertura de varios establecimientos en las provincias de Ontario, Quebec y Alberta.

Pero tras su llegada al país, los dos altos ejecutivos de Costco fueron catalogados como “trabajadores esenciales”, lo que les permitió evitar la cuarentena obligatoria que Canadá ha impuesto a todos las personas que llegan del extranjero para evitar la propagación de la covid-19.

Este es el segundo caso conocido de altos ejecutivos estadounidenses que han evitado seguir las reglas impuestas por las autoridades canadienses desde que en marzo, Estados Unidos y Canadá acordasen cerrar la frontera a turistas y viajes considerados “no esenciales” con el objetivo de ralentizar la propagación de la pandemia.

En septiembre se supo que la multimillonaria estadounidense Liz Uihlein, una de las principales donantes del presidente Donald Trump y presidenta de Uline, empresa dedicada a la distribución de productos de limpieza y oficina, viajó el 25 de agosto a Canadá con varios de sus ejecutivos sin someterse a la cuarentena.

En ese caso, los funcionarios de la Agencia de Servicios Fronterizos de Canadá (CSBA) también calificaron a Uihlein y sus acompañantes como “trabajadores esenciales”, lo que les permitió evitar la obligación de permanecer dos semanas de aislamiento antes de poder realizar actividades en el país.

Entonces, el ministro de Seguridad Pública de Canadá, Bill Blair, reconoció que Uihlein no debería haber recibido la exención y aseguró que esa situación no se repetiría en el futuro.

Tras conocerse el viaje de Jelinek, la oficina de Blair señaló en un comunicado enviado a CBC que el consejero delegado de Costco no debería haber recibido la exención de “trabajador cualificado”.

“Una revisión posterior de la información determinó que el viaje de los ejecutivos de Costco debería haber sido categorizada como discrecional y su entrada denegada bajo las restricciones de viaje en vigor en ese momento”, añadió el Ministerio de Seguridad Pública de Canadá.

La autorización recibida por Uihlein y Jelinek para viajar a Canadá sin cuarentena contrasta con el aislamiento al que se han sometido en los últimos meses más de un millón de canadienses tras regresar a Canadá desde el extranjero.

Además, hasta la semana pasada Canadá ha impedido la entrada en el país a personas que no tienen familiares directos en el país. Con anterioridad, el país ha denegado incluso la entrada a personas residentes en Estados Unidos y cuyos familiares estaban moribundos en Canadá.

En agosto Dona McCall, una canadiense con una grave enfermedad pancreática, murió en el país sin que sus hijos, que son ciudadanos estadounidenses, recibiesen permiso para viajar a Canadá y estar junto con su madre moribunda.

Leave a Reply