Berlín quiere más poder contra la pandemia ante el “descontrol” regional

0
17
467557

CORONAVIRUS ALEMANIA

Berlín, 29 mar (EFE).- El ministro alemán del Interior, Horst Seehofer, se propone rediseñar la legislación actual para que el Gobierno federal asuma las riendas de la lucha contra la pandemia, en lugar de dejar que su implementación corresponda a los poderes regionales.

“Como gobierno federal debemos actuar para que en todo el país rijan normas unitarias”, apuntó el ministro, en declaraciones al diario “Süddeutsche Zeitung”.

Seehofer, de la Unión Socialcristiana de Baviera (CSU), partido hermanado a la Unión Cristianodemócrata de la canciller Angela Merkel, apremia asimismo a sus socios socialdemócratas a actuar con celeridad. “El Gobierno federal está facultado para ejercer ese papel. Pero debe usar sus instrumentos”, añadió el ministro.

Las declaraciones de Seehofer siguen a las de ayer de Merkel, en una entrevista para la televisión pública ARD, donde apremió a los “Länder” a cumplir con los acuerdos adoptados y activar el llamado “freno de emergencia” ante el claro repunte de nuevos casos.

Merkel advirtió, asimismo, que no iba a quedarse de brazos cruzados ante la situación actual, en que cada “Land” está aplicando sus propios criterios, muchos de ellos claramente laxos y en contra de las advertencias de la mayoría de los expertos.

Sin concretar qué medidas pensaba articular, la canciller se declaró partidaria de restringir la movilidad ciudadana ahí donde la incidencia se haya disparado y apremió a la máxima cautela en Semana Santa.

La restricciones y el conjunto de medidas frente a la covid están reguladas por la llamada Ley de Protección contra Infecciones, aprobada al inicio de la pandemia y que daba competencias amplificadas al ministro de Sanidad, Jens Spahn.

En la práctica, y de acuerdo con el sistema federal alemán, su implementación es competencia de los “Länder”, lo que acaba derivando en múltiples variaciones, a criterio de cada gobierno regional.

La canciller rechazó ayer la posibilidad de un replanteamiento general del reparto de competencias entre el Gobierno federal y los “Länder” -lo que implicaría una compleja reforma constitucional-.

Según “Süddeutsche Zeitung”, Seehofer podría optar por modificar algunos apartados de la citada ley, que podría aprobar con relativa celeridad el ejecutivo federal para entrar de inmediato en el trámite parlamentario.

En sus declaraciones de ayer a la televisión pública, Merkel criticó a los “Länder” donde pese a haberse disparado la incidencia semanal por encima de los 100 casos semanales por 100.000 habitantes no se da atrás a la desescalada de restricciones.

LOS LÍMITES DEL PODER DE MERKEL

En su última reunión entre los líderes regionales y la canciller se acordó prolongar las restricciones hasta entrado abril, aunque contemplando algún alivio en comercios. Desde noviembre está cerrada toda la restauración, ocio y cultura, mientras que el comercio se sumó al cierre en diciembre.

El alcalde-gobernador de la ciudad-estado de Berlín, el socialdemócrata Michael Müller, ha mantenido el nivel actual de desescalada, aunque su incidencia semanal subió ya a 146,1 casos. Así, los comercios no esenciales seguirán abiertos para clientes con cita previa y test de antígenos reciente negativo.

Esta fórmula es asimismo defendida por el líder de la CDU y primer ministro de Renania del Norte-Westfalia, Armin Laschet, quien este lunes defendió que los “Länder” sí están activando el freno de emergencia, pero con fórmulas “diferenciadas” en su implementación.

Las críticas de Merkel a los “Länder” se han interpretado como un toque de aviso a Laschet, quien aspira a ser el candidato conservador en las elecciones generales del próximo 26 de septiembre.

No es la primera vez que Merkel critica la gestión de la pandemia del jefe de su partido y primer ministro del “Land” más poblado del país. Más afín a su línea contra la covid es el líder de la CSU y jefe del Gobierno de Baviera, Markus Söder, quien este lunes pidió líneas de actuación únicas para todo el país.

La candidatura del bloque conservador se decide desde hace décadas por consenso entre la CDU y la CSU. La decisión respecto a las próximas generales, tras las cuales Merkel se despedirá del poder, debe adoptarse en las próximas semanas entre el centrista Lschet y el más derechista Söder.

467557