Washington, DC.- El Departamento de Defensa de EE.UU. anunció el envío de 3.750 soldados adicionales a la frontera con México durante tres meses, periodo en el que construirán unos 240 metros de alambrada y darán apoyo logístico a los agentes fronterizos.

Con los nuevos militares, el número total de soldados en la frontera con México ascenderá a 4.350, informó un portavoz del Pentágono en un comunicado.

Según el citado portavoz, los militares tendrán dos misiones principales: operar cámaras de vigilancia en los estados de Arizona, California, Nuevo México y Texas hasta el 30 de septiembre; así como levantar 240 kilómetros adicionales de alambradas de concertina, un tipo de valla que puede incluir púas o cuchillas.

De momento, los soldados serán desplegados por un plazo de tres meses, pero el Pentágono “continuará evaluando la composición de la fuerza necesaria para cumplir con la misión de proteger y asegurar la frontera sur”, detalló el portavoz.

U

na ley estadounidense de 1878 prohíbe usar a los soldados para tareas de seguridad y orden público a nivel nacional.

P

or eso, según las autoridades estadounidenses, los militares no pueden detener a los inmigrantes que cruzan la frontera de manera irregular y su labor se limita a ayudar a los agentes fronterizos en operaciones aéreas, así como en trabajos mecánicos, como reparación de vehículos.

SHARE

Leave a Reply