Destituido en Uruguay Óscar Tabárez, el seleccionador más longevo del mundo

0
4
740157

FÚTBOL URUGUAY

Montevideo, 19 nov (EFE).- El seleccionador de Uruguay, Óscar Washington Tabárez, fue destituido este viernes pocos días después de que la Celeste acumulara su cuarta derrota consecutiva por las eliminatorias sudamericanas del Mundial de Catar y tras más de quince años al frente del combinado suramericano.

“El Comité Ejecutivo de la Asociación Uruguaya de Fútbol ha adoptado esta difícil decisión en virtud de las circunstancias presentes, comprometido con el futuro próximo y la obtención de los resultados que todos esperamos”, indica un comunicado de la entidad.

Añade que esta decisión no implica desconocer “la importante contribución” de Tabárez al fútbol del país sudamericano.

“Expresamos nuestro respeto y reconocimiento al profesionalismo y dedicación durante el largo proceso de trabajo y el inconmensurable legado que esta fructífera etapa deja en la historia de la selección”, concluye el texto.

Tabárez, de 74 años, asumió por primera vez al frente de la selección uruguaya en 1988 y se marchó luego de finalizado el Mundial de Italia 1990.

Luego de varios años, el 8 de marzo de 2006, ‘el ‘Maestro’ retornó a la Celeste y desde ese momento encabezó un proceso que duró 15 años y ocho meses.

Campeón de América y mundialista en otras tres oportunidades, el seleccionador fue testigo del crecimiento de una enorme cantidad de futbolistas, entre los que destacan Diego Forlán, Diego Godín, Luis Suárez, Edinson Cavani y Federico Valverde.

Marcado por sus victorias, los títulos logrados y los récords obtenidos, este ciclo se convirtió en el más largo al frente de un combinado nacional en todo el mundo cuando Joachim Low abandonó la selección de Alemania.

Actualmente, el Uruguay de Tabárez no venía encontrando su mejor funcionamiento en las eliminatorias sudamericanas, donde ocupa el séptimo puesto a falta de cuatro jornadas para el final.

El empate frente a Colombia y las caídas ante Brasil, Bolivia y Argentina en dos oportunidades de manera consecutiva marcaron este viernes el final de un ciclo que pasará a la historia del fútbol.