Desarrollo psicomotor de los niños hasta los 2 años

Estos son los hitos que un niño debe ir consiguiendo hasta cumplir los 24 meses de vida más allá de que cada uno siga su propio ritmo y los alcance antes o después dentro de dicho período.

0
57

Cada niño tiene un ritmo de desarrollo y de aprendizaje. Sin embargo, conviene no confundirlo con el hecho de que un niño no alcance determinados avances a nivel psicomotor dentro de unos plazos estándar -por ejemplo, el desarrollo de la marcha puede oscilar entre los 11 y los 18 meses de vida- que la ciencia tiene completamente estudiados.

Como padres, es bueno conocer cuáles son los hitos que nuestro hijo debe ir consiguiendo a medida que crece. Sobre todo, para descartar la existencia de un retraso psicomotoro detectarlo de forma preventiva en caso de que sí exista.

Según especialistas, los pediatras de atención primaria cuentan con escalas reconocidas por las principales instituciones pediátricas que son una guía muy fiable también para que las mamás y los papás puedan conocer los indicadores más importantes del desarrollo motor hasta los 2 años.

Durante el primer año de vida se considera un desarrollo normal si se observa que el bebé evoluciona de forma progresiva de la siguiente manera:

De 0 a 6 meses
Consigue mantener la cabeza erguida cuando está en brazos, fija la mirada y seguir con la vista los movimientos de un objeto o una persona, sostiene objetos con presión involuntaria y los agita, y descubre y juega con manos y pies.

De 3 a 6 meses
Levanta y mueve la cabeza cuando está boca abajo, gira desde la posición de boca arriba a la posición de lado y viceversa, y toma y agita objetos cercanos.

De 6 a 9 meses
Se mantiene sentado sin apoyo, se arrastra por el suelo, se sostiene de pie con apoyo, sonríe ante su imagen en el espejo, la acaricia y parlotea, tira los objetos para ver cómo caen y oír el ruido que hacen, se lleva alimentos y objetos a la boca, y toma objetos y los golpea.

De 9 a 12 meses
Se sienta y se levanta con apoyo, gatea, descubre objetos ocultados en su presencia, mete y saca objetos de un recipiente, da sus primeros pasos con ayuda, juega con la cuchara y se la lleva a la boca, colabora en juegos de imitación, obedece a una orden simple cuando va acompañada de ademanes o gestos y garabatea.

De 12 a 18 meses
Se pone de pie y da pasos sin apoyo, hace rodar una pelota, imitando al adulto, comienza a comer con cuchara derramando un poco, comienza a admitir comida sólida, manipula libremente con juegos de construcción, reconoce partes del cuerpo (cabeza, manos, pies), sube escaleras gateando, pasa páginas de un libro y hace torres de tres cubos.

De los 18 a los 24 meses
Bebe en taza sosteniéndola con las dos manos, comienza a comer con cuchara derramando un poco, reconoce algunos útiles de higiene personal, reconoce algunas partes del cuerpo (ojos, nariz, boca…), dobla la cintura para recoger objetos sin caerse, se reconoce a sí mismo en fotografías, corre, sube y baja escaleras, chuta una pelota y hace torres de seis cubos.