Santo Domingo.-  Cientos de personas marcharon por calles de Santo Domingo para denunciar el agravamiento de la crisis hospitalaria que sufre la República Dominicana y reclamar un cambio de rumbo en la política sanitaria del Gobierno.

La movilización se desarrolló bajo la consigna “Basta ya de denegación del derecho a la salud”, partió del parque Enriquillo y transitó por la avenida Duarte y la calle El Conde hasta concluir en el parque Independencia de la capital.

“Estamos marchando para llamar la atención del Estado y de la Sociedad en torno a la crisis del sistema de salud y la necesidad de priorizar la búsqueda de soluciones. Este drama tiene que cambiar y para que eso ocurra el pueblo debe luchar”, explicó Alba Reyes, coordinadora general de la Alianza por el Derecho a la Salud (Adesa), convocante de la marcha.

Según explicó, los hospitales están en bancarrota y adolecen de equipos, insumos básicos, camas, medicamentos y personal, a lo que se añade una administración caótica, deficiente y corrompida.

Leave a Reply