Guadalajara.- Con el jugo del nopal, una planta de la familia de las cactáceas e ingrediente básico en la cocina mexicana, una académica mexicana ha creado un plástico natural biodegradable que puede disminuir la contaminación.

Sandra Pascoe, de la Universidad del Valle de Atemajac (Univa) en Guadalajara, oeste de México, desarrollo este plástico después de varios experimentos con este cactus tan utilizado en las ensaladas y en guisos tradicionales de México.

Al principio, experimentó con trozos secos de nopal, que procedió a pulverizar y mezclar con algunos aditivos, pero el proceso era lento y las características físicas y químicas cambiaban mucho y el material se oxidaba rápidamente.

Entonces comenzó a utilizar el jugo de la especie “opuntia ficus indica”, el más común entre los nopales y muy usado como verdura, y, recientemente, tomó el denominado “opuntia megacantha”, que es famoso por su fruto, la tuna, muy jugosa aunque cubierta con una cáscara con espinas.

“Básicamente el plástico se forma con los azúcares del jugo de nopal, los monosacáridos y polisacáridos que contiene”, confirma la investigadora.

SHARE

Leave a Reply