Corte Interamericana resalta la “garantía” del periodismo independiente

0
11
509144

URUGUAY PRENSA

Montevideo, 3 may (EFE).- El uruguayo Ricardo Pérez Manrique, juez de la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), resaltó este lunes la “garantía” que genera el periodismo “responsable e independiente” frente a la situación que atraviesa la región.

“Creo que estamos viviendo un momento complicado para los derechos humanos en la región. Creo en la garantía que significa un periodismo responsable y un periodismo independiente, un periodismo que investiga más allá de las dificultades”, sostuvo.

El magistrado hizo esta afirmación durante su participación en el foro “El derecho a la libertad de expresión: Una mirada desde el Sistema Interamericano de Derechos Humanos”, organizado por la Asociación de la Prensa Uruguaya y la CIDH en el marco del Día Mundial de la Libertad de Prensa.

Por otra parte, destacó la importancia de la libertad de acceso a la información pública y más en tiempos de pandemia, “donde a veces se imponen acuerdos de confidencialidad para no abrir información que es de vital interés para la población”.

“Me parece que es un tema realmente importante”, subrayó Pérez Manrique, quien agregó: “No habría periodismo de investigación si no hubiera libre acceso a la información pública y esta obligación del Estado de brindar esa información”.

Finalmente, aseguró que el acceso a la Justicia y la libertad de expresión, además de la seguridad de los periodistas, son dos elementos que deben “marchar en conjunto” y que son “esenciales” en una sociedad democrática.

“La seguridad de los periodistas siempre ha sido motivo de preocupación especial por parte de la Comisión”, apuntó Pérez Manrique.

Por su parte, Edison Lanza, que fue relator para la Libertad de Expresión de la CIDH, destacó el “papel fundamental” de los medios al difundir “una gama amplia de información” que permite, entre otras cosas, que los Gobiernos rindan cuentas de los actos o decisiones que adoptan.

De acuerdo con esto, consideró deplorables las amenazas que sufren los periodistas en algunos países.