Congresistas se muestran preocupados por la situación en Colombia

0
10
512805

COLOMBIA

Miami, 6 may (EFE News).- Varios congresistas se mostraron perturbados por el “uso excesivo de la fuerza policial” contra civiles en las protestas en Colombia que han dejado al menos once muertos, como también por denuncias de filtración de guerrilleros del ELN y disidentes de las FARC en las manifestaciones.

El republicano Mario Díaz-Balart aseguró este jueves que está “profundamente preocupado por la violencia que está ocurriendo en Colombia, incluyendo la trágica pérdida de vidas”.

Desde el pasado 28 de abril se iniciaron las manifestaciones contra el Gobierno de Duque, que hasta el momento dejan 11 fallecidos, según la Fiscalía, aunque organizaciones sociales elevan esa cifra a 37.

El congresista cubanoestadounidense además denunció que “informes indican que agitadores de grupos terroristas como el ELN y las disidencias de las FARC están aprovechando la oportunidad para sembrar el caos, la división y la violencia”.

Por su parte el congresista demócrata Jim McGovern aseguró que está “profundamente preocupado por la brutal respuesta de la Policía Nacional de Colombia (PNC) a las protestas pacíficas durante el fin de semana”.

Subrayó en su cuenta de Twitter que ello hace parte de “de un patrón perturbador de uso excesivo de la fuerza, asesinatos y violaciones de derechos humanos contra manifestantes en noviembre de 2019, septiembre de 2020 y abril-mayo de 2021”.

En el mismo sentido se pronunció la senadora del Congreso de Florida Annette Taddeo, de origen colombiano, quien urgió al presidente Iván Duque a parar la violencia contra civiles.

“Las autoridades de cualquier país tienen la responsabilidad de defender los derechos humanos y pido al presidente Duque que comunique claramente que el uso excesivo de la fuerza es imperdonable”, manifestó Taddeo.

“Hemos visto imágenes perturbadoras y videos compartidos en las redes sociales de policías abriendo fuego contra manifestantes pacíficos que protestaban en Cali, Colombia, así como en otras ciudades, incluida mi ciudad natal de Bucaramanga” se lamentó en un comunicado.

Recordó que las manifestaciones estallaron la semana pasada en protesta contra “un plan del gobierno del presidente para aumentar los impuestos hasta en un 19 %”.

La senadora estatal señaló el miércoles que se comunicó con el presidente de EE.UU., Joe Biden, “para llamar la atención sobre esta crisis humanitaria”, al recordar que Colombia “es nuestro mayor aliado en la región”.

Dijo que ha hablado con amigos y familiares en Colombia que le han dicho que les cortaron el gas y temen qué sea lo siguiente.

“No hay comida en las tiendas y todas las carreteras están bloqueadas y llenas de caos por parte de las autoridades colombianas y de los agitadores”, agregó.

Durante las protestas, los manifestantes han bloqueado la circulación en numerosas carreteras de distintas partes del país, impidiendo el paso de camiones cargados de víveres y alimentos, e incluso de ambulancias y personal médico.