Con ‘Quinceañera’ celebran logros

0
111

Por Judith Barriga | [email protected]

Charlotte NC. – Con cientos de historias de esperanza, superación y apoyo mutuo, el Centro Comunitario Camino celebró su ‘Quinceañera’, cantando las mañanitas al son de mariachi entre flores, coloridas decoraciones y música, el pasado jueves, 29 de noviembre.

“Estamos tan contentos de haber llegado a este día, celebrando quince años, nuestra quinceañera. Como lo es para una joven, nuestros quince años marcan una nueva etapa en nuestra visión, estamos creciendo”,  expreso el pastor Rusty Price,  fundador del Centro Comunitario Camino.

Con lágrimas, Rusty, como lo conoce el pueblo, relató historias de familias inmigrantes, mujeres y jóvenes latinos que a través de Camino han encontrado el significado de comunidad, algunos recibiendo ayuda del Centro y otros sirviendo.

“No podemos borrar las dificultades que han marcado la vida de estos jóvenes y familias, pero su futuro es una hoja en blanco y pudimos contribuir, ser parte de un presente y futuro productivo, positivo y feliz. Eso es lo que estamos celebrando el día de hoy”,  dijo a sus invitados el líder religioso y comunitario invitándolos a ser parte de la misión y visión de Camino.

Reconocimiento a latinos

Price se dio el tiempo para reconocer el trabajo de Eliseo y Wendy pascual, emprendedores en los inicios de la institución, Amittay Rodriguez quien con su gran corazón ha llevado la visión de Camino más allá de Charlotte, Jorge y Ana Rodríguez quienes impulsaron la iniciativa de ayudar a familias necesitadas con el banco de comida y tienda asequible y Adriana Quesada, conocida como Zumba Adri,  quien ha motivado a través del baile y música a decenas de mujeres a tomar control de su salud.

“He estado reflexionado mucho sobre todas las personas que han invertido vida y alma en este lugar, hemos crecido tanto y han sido los latinos y la semilla que ellos han sembrado”,  comentó Price,  agradeciendo a todos los voluntarios latinos y bilingües que han sido parte de los eventos, programas e iniciativas a través de los años del centro.

Antes de abrir la pista de baile, como canta la tradición en una quinceañera, se presentó en sociedad a la joven a punto de iniciar una nueva etapa en su vida, recién llegada de Honduras, con una conmovedora historia de hermandad, superación y esperanza. Loany Barahona recibió la tiara, zapatillas y bendición, representando la oportunidad de crecimiento que Camino esta a punto de embarcar.

“Loany es una niña que ha sobrevivido muchas cosas y se lo merece. No tengo palabras para agradecer todo lo que Camino ha hecho por nosotros”,  expresó Uldy George, hermana mayor de Loany,  quien con mucho esfuerzo luchó para salvar a sus hermanas de las precarias condiciones que vivían en Honduras, quienes recién llegadas a Charlotte encontraron en Camino un respiro y apoyo, y para quienes celebrar los quince años de la joven Loany trae una alegría especial.

SHARE

Leave a Reply