Colombia pide corresponsabilidad regional para atender la crisis de refugiados

0
17
625327

CRISIS MIGRATORIA

Bogotá, 11 ago (EFE).- El Gobierno colombiano pidió este miércoles corresponsabilidad para atender la crisis de refugiados que vive el continente e invitó a los demás países a trabajar en conjunto para dar respuestas integrales a las necesidades de los migrantes desde una perspectiva humanitaria, sanitaria y de seguridad.

“La invitación es a que esta problemática la abordemos de manera regional y no solamente para atender una coyuntura, sino para entender que acá hay una tendencia”, aseguró la canciller y vicepresidenta colombiana, Marta Lucía Ramírez, durante una reunión virtual con cancilleres de varios países de la región.

En el encuentro participaron además los ministros de Exteriores de Panamá, Brasil, Costa Rica, Chile, Ecuador y México, así como el vicecanciller de Perú y representantes de Estados Unidos y Canadá.

Ramírez explicó que se necesita una solución eficaz a la “gran presión de la migración haitiana, así como a la migración extracontinental, que –desafortunadamente- va a seguir y va a acompañar cada vez más a migrantes de varios países de la región” por razones como la pobreza, las condiciones políticas de sus naciones y la necesidad dar una mejor vida a sus familiares.

“Todos somos responsables. Debemos entender que a cada país lo desborda una migración en cantidades muy grandes y comprender las circunstancias y particularidades de cada uno”, dijo la canciller al aclarar que Colombia no es el destino de la migración haitiana ni de buena parte de la africana.

COOPERACIÓN DE EE.UU. Y CANADÁ

En ese sentido, Ramírez solicitó la cooperación de Estados Unidos y Canadá porque al ser países de destino pueden apoyar a los de tránsito con tecnología y vacunas contra el coronavirus para inmunizar a los migrantes.

Además, pidió a los Gobiernos entender que sus fronteras son atravesadas por “seres humanos y no cosas” e hizo un llamado a ser solidarios con ellos “y apoyar su derecho a buscar un mejor lugar para vivir”.

“Debemos proteger a los migrantes en tránsito y también cuidar a nuestros ciudadanos. La migración no puede ser algo descontrolado e incierto y debemos evitar que genere un impacto ambiental negativo”, aseguró.

CRISIS EN EL TAPÓN DEL DARIÉN

Las autoridades colombianas señalan que los migrantes que se aventuran a pasar por el Tapón del Darién, la frontera natural con Panamá, son presa de los coyotes (traficantes de personas), que cobran altas sumas por llevarlos por la espesa selva y muchas veces los viajeros perecen en esa travesía.

Por esa razón, la canciller colombiana propuso hoy la creación de una fuerza de tarea conjunta “de Ameripol, la Policía e Interpol de cada país, además de la Fiscalía, para identificar, judicializar y extraditar a Estados Unidos a aquellos integrantes de las mafias que están traficando con las necesidades de los inmigrantes”.

Finalmente, expuso que América Latina, el Caribe, Centroamérica y Estados Unidos deben convocar a sus equipos económicos para crear una propuesta de desarrollo regional con trabajo y mejores oportunidades de vida, que permita asumir “en condiciones de dignidad” a una cuota de migrantes, así sea con carácter temporal.

Tras la reunión virtual, Panamá y Colombia anunciaron que establecieron una cuota diaria de 650 migrantes hasta finales de este mes y otra de 500 diarios a partir de septiembre, para cruzar por la peligrosa frontera del Darién.