Coalición nicaragüense urge por la unión de la oposición para enfrentar a Ortega

0
9
514500

NICARAGUA ELECCIONES

Managua, 7 may (EFE).- La Coalición Nacional, una de las principales facciones de la oposición de Nicaragua, propuso este viernes a la Alianza Ciudadana, la otra ala disidente, firmar una hoja de ruta para concretar una unidad para las elecciones de noviembre, en las que el presidente Daniel Ortega busca su tercera reelección.

En conferencia de prensa, representantes de esa variopinta coalición se declararon listos para concretar la unidad opositora y en ese sentido propusieron a la Alianza Ciudadana, de centroderecha, una hoja de ruta que incluye firmar públicamente un acuerdo conjunto con miras a las elecciones de noviembre.

La propuesta establece que ambos bloques opositores se comprometan a continuar rechazando la composición del Consejo Supremo Electoral (CSE), controlado por el oficialismo, “y la Ley Electoral antidemocrática impuesta por la dictadura”, aprobada el martes y que favorece a los sandinistas.

También demandar la liberación inmediata de “presas y presos políticos”, y exigir las garantías, “con acompañamiento internacional”, para el regreso voluntario de decenas de miles de nicaragüenses que se marcharon al exilio en el marco de la crisis social y política que vive el país desde abril de 2018.

PROPONEN UNA ALIANZA ELECTORAL UNIFICADA

Asimismo, propusieron como primer punto una ruta de trabajo con calendario, que defina la conformación de la plataforma electoral conjunta.

La “unificación de los bloques opositores: Alianza Ciudadana y Coalición Nacional” entre mañana y el domingo, y la inscripción de la alianza electoral unificada el miércoles 12 de mayo, cuando se vence el plazo de inscripción de alianzas, dijo la dirigente Támara Dávila.

Además, proponen que ambos bloques definan en consenso un “mecanismo democrático de selección de candidaturas a la Presidencia y Vicepresidencia de la República, a diputados nacionales, departamentales, y diputados al Parlamento Centroamericano.

“La Coalición Nacional está lista y dispuesta”, afirmó uno de sus precandidatos presidenciales, el académico y exsecretario del Ministerio de Defensa (2004-2007) Félix Maradiaga, quien emplazó al partido Ciudadanos por la Libertad (CxL), que encabeza la Alianza Ciudadana, a participar juntos en los comicios.

“El verdadero problema no es el calendario electoral, es la falta de voluntad”, señaló el aspirante presidencial, para quien si la Alianza Ciudadana decide no ir unidos sería un desagravio no para la coalición, sino para los familiares de las víctimas y de detenidos, así como de los exiliados, que han dejado las manifestaciones antigubernamentales desde abril de 2018.

“La dictadura sabe que las elecciones de noviembre próximo constituyen una oportunidad excepcional para que la oposición unida y organizada le derrote. Quienes impidan esta unidad, le estarán haciendo el juego a la dictadura y prolongando la tragedia que vivimos como pueblo nicaragüense”, señaló esa facción opositora.

UN BLOQUE DE CENTRODERECHA Y OTRO VARIOPINTO

La variopinta Coalición Nacional está conformada por el Partido de Restauración Democrática (PRD) y el indígena Yatama que se encuentra suspendido, además de las organizaciones Fuerza Democrática Nicaragüense (FDN), Unidad Nacional Azul y Blanco, y Movimiento Campesino.

Los representantes del Movimiento Campesino no asistieron a la conferencia de prensa.

En tanto, la Alianza Ciudadana está integrada por el CxL y el organismo Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia, a la que pertenecen representantes de las dos principales cúpulas patronales y dirigentes estudiantiles.

La presidenta de CxL, Kitty Monterrey, se opone a sumarse a una coalición liderada por socialistas, según dijo, porque su colectivo es “un partido liberal de centroderecha, con una ideología clara”, y en Nicaragua “no somos un país de izquierda”.

Monterrey se refiere al antiguo Movimiento Renovador Sandinista (MRS), una escisión del gubernamental Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN) y que ahora se llama Unión Democrática Renovadora (Unamos), y forma parte de la Coalición Nacional.