Brasil prevé doblar la participación del ferrocarril en su matriz de transporte

0
16
545095

BRASIL FERROCARRILES

Río de Janeiro, 2 jun (EFE).- Brasil, un país de dimensiones continentales y uno de los primeros en tener ferrocarriles en el mundo, decidió apostar nuevamente en su red ferroviaria tras años de abandono y prevé que en los próximos quince años doblará la actual participación del tren en su matriz de transporte.

La previsión fue divulgada por el ministro brasileño de Infraestructura, Tarcisio Gomes de Freitas, en una entrevista con corresponsales extranjeros, incluyendo la Agencia Efe, en la que recordó que Brasil, en la época del imperio de Pedro I, fue uno de los primeros países en contar con un ferrocarril en el mundo.

Según Freitas, con el plan de concesiones puesto en marcha por el Gobierno brasileño para transferir a la iniciativa privada la construcción y la operación de importantes ferrocarriles, la participación del tren en la matriz de transporte del país saltará del actual 15 % hasta cerca del 36 % en 2035.

El plan, además de prorrogar contratos de concesión con cláusulas que obligan a los actuales operadores a realizar millonarias inversiones en la ampliación de sus redes, incluye la transferencia a la iniciativa privada de tres importantes troncales.

TRES GRANDES TRONCALES DE FERROCARRIL CONCEDIDAS

Se trata del Ferrocarril Norte-Sur, de casi 4.155 kilómetros y que cuando esté concluida conectará los estados del norte del país con los del sur; el Ferrocarril de Integración Oeste-Este, de 1.527 kilómetros entre el estado de Tocantins y el puerto de Ilheus; y el Ferrograo, de 933 kilómetros y que permitirá llevar hasta puertos en el Atlántico la producción de granos del estado de Mato Grosso.

La construcción y operación de parte de los dos primeros ya fue concedida a grupos privados mientras que la subasta para conceder Ferrograo está prevista para el segundo semestre de este año, anunció Freitas.

“En este momento estamos muy concentrados en los ferrocarriles y tenemos la previsión que el tren tendrá en 2035 un participación del 36 % en la matriz de transporte de Brasil. Eso representa una aumento de la oferta de transporte de cargas en ferrocarril sin precedentes”, explicó.

Freitas afirmó que el plan de inversiones en el transporte en ferrocarril está basado en las concesiones y en la renovación anticipada de los contratos exigentes con nuevas exigencias.

“Por ahora estamos concentrados en el transporte de carga, que es nuestro principal desafío, pero nada impide al operador ofrecer transporte de pasajeros. Eso es una decisión del concesionario que va a depender de que haya demanda y viabilidad”, dijo.

Freitas afirmó que otro de los pilares del plan para relanzar los ferrocarriles es la aprobación de un nuevo marco regulador que le permita a los concesionarios, por ejemplo, aprovechar la valorización inmobiliaria de su entorno y hasta convertir sus estaciones en centros comerciales.

FERROCARRIL PARA EXPORTAR 120 MILLONES DE TONELADAS DE GRANOS

El ministro explicó que la concesión de la Ferrograo reforzará a Brasil como uno de los grandes abastecedores de alimentos del mundo.

“Cuando este ferrocarril comenzó a ser planeado Mato Grosso producía 50 millones de toneladas de granos al año, actualmente produce 70 millones y la previsión es que en 2030 alcance una producción de 120 millones”, explicó.

Ferrograo conectará el polo agropecuario de Sinop (Mato Grosso), con el puerto fluvial de Miritituba, en el estado amazónico de Pará y desde donde las cargas seguirán por hidrovía hasta el Atlántico.

Según el ministro, la subasta de esta concesión, que estaba amenazada por procesos judiciales, ya está programada para el tercer trimestre de este año.

Agregó que la Ferrograo no sólo multiplicará las exportaciones brasileñas de alimentos sino que derribarán las tarifas de transporte y los fletes.

“Se trata de uno de los proyectos más importantes de Brasil. Atiende a un importante productor de alimentos que necesita de mucha infraestructura y es muy sustentable, ya que sustituye cientos de camiones por el tren. Calculamos que reducirá las emisiones de gases contaminantes en casi un millón de toneladas por año”, dijo.

Según el ministro, importantes grupos de logística del país, como Hidrovias do Brasil y VLI, ya manifestaron su interés en adjudicarse el proyecto.

“También hemos conversado con grandes fondos de inversiones que están interesados por su preocupación con la seguridad alimentaria mundial”, afirmó.