Bolivia trabaja en un “bloqueo epidemiológico” en la frontera con Brasil

0
7
469581

CORONAVIRUS BOLIVIA

La Paz, 30 mar (EFE).- El Gobierno boliviano trabaja en un “bloqueo epidemiológico” con brigadas de médicos y vacunaciones en la frontera con Brasil para evitar contagios con la variante de la covid-19 proveniente de ese país.

La viceministra de Promoción, Vigilancia Epidemiológica y Medicina Tradicional, María Renee Castro, informó este martes que se desplegaron brigadas en las regiones colindantes con Brasil para realizar este “bloqueo epidemiológico”.

“Hemos llevado cantidades inmensas de medicamentos, insumos, equipos de bioseguridad, vacunas, es decir, hemos llevado un contingente bien armado, hemos entregado pruebas de antígeno nasal para realizar el diagnóstico oportuno”, explicó la viceministra en una conferencia de prensa en La Paz.

Según Castro, las brigadas están distribuidas en los municipios de los departamentos amazónicos de Pando y Beni, y la región oriental de Santa Cruz que colindan con Brasil.

De la misma forma, el presidente boliviano, Luis Arce, alertó de que la pandemia será un problema “de nunca acabar” si no se asumen “acciones entre todos los países de manera conjunta, tanto en la vacunación como en las medidas de protección” a la población.

Arce reconoció la complicación que supone la aparición de nuevas variantes de la enfermedad, por lo que pidió a los bolivianos mantenerse “alertas y con la guardia todavía levantada” para evitar mayores contagios.

La frontera más amplia de Bolivia es justamente con ese país que en este momento está muy golpeado por la covid-19 y la variante de esa enfermedad.

ENCAPSULAMIENTO

La localidad cruceña de San Ignacio de Velasco, cercana a la frontera con Brasil, determinó restringir el transporte de pasajeros entre ambos países durante quince días y suspendió toda actividad por Semana Santa, según informó su Comité de Operaciones de Emergencia Municipal.

Además, la población beniana de Guayaramerín inició un “encapsulamiento” y el distrito naval refuerza el control fronterizo con Brasil.

En tanto el secretario de Salud y Políticas Sociales de la Gobernación de Santa Cruz, Marcelo Ríos, pidió más vacunas para ese departamento, que es el más afectado por la pandemia en Bolivia.

Ríos aseguró que se han estado usando los saldos de vacunas que estaban destinados para el personal sanitario en esas poblaciones fronterizas.

Por ahora no está confirmada la presencia de la variante brasileña en Bolivia, pero hay casos sospechosos en La Paz que están aislados y aumentaron los contagios de la enfermedad en Beni y Pando.

La viceministra indicó que se enviaron alrededor de 30 pruebas a un laboratorio para realizar el proceso de secuenciación e identificar si la variante ya circula en Bolivia.

A raíz de esta situación algunos asambleístas de la oposición boliviana pidieron a las autoridades el cierre de fronteras con el vecino país e incluso el expresidente Evo Morales escribió en Twitter que es “importante cerrar la frontera con Brasil”.

Bolivia acumula 12.211 muertes y 270.347 contagios de la covid-19 desde los primeros casos detectados en marzo de 2020.

Hasta el momento se han aplicado 275.810 vacunas, entre la primera y la segunda dosis de los fármacos ruso Sputnik V y chino Sinopharm, entre personal sanitario de primera línea y personas con enfermedades de base.