Bolivia cierra otra jornada con más de 3.300 nuevos contagios de la covid-19

0
16
545651

CORONAVIRUS BOLIVIA

La Paz, 2 jun (EFE).- Bolivia reportó este miércoles 3.310 nuevos casos de la covid-19 en una tercera ola que no da tregua desde mayo y con una escasez de oxígeno que empezó a extenderse a otras regiones fuera de Santa Cruz y Cochabamba, las más golpeadas en este pico de la pandemia.

Los nuevos contagios elevan a 378.028 el total de casos, mientras que se reportaron 93 decesos que suben a 14.732 la cifra acumulada desde marzo de 2020, según el reporte difundido esta noche por el Ministerio de Salud de Bolivia.

Las regiones con más casos nuevos reportados en esta jornada son Santa Cruz, con 1.165, y Cochabamba con 894, mientras que La Paz tuvo 449.

Los nuevos casos confirmados en los otros seis departamentos bolivianos oscilan entre 13 y 226, según el reporte oficial.

El azote de la pandemia queda patente en una nueva saturación de las unidades de terapia intensiva en ciudades como Santa Cruz y Cochabamba, así como la escasez de medicamentos requeridos para tratar la enfermedad y la insuficiencia de oxígeno medicinal.

En esta jornada, el presidente de Bolivia, Luis Arce, informó sobre la próxima llegada de 2,1 millones de pruebas de antígeno y PCR, junto a un millón de vacunas chinas ya anunciadas hace unos días.

El gobernante, que se opone a aplicar medidas restrictivas como la cuarentena rígida para no dañar la economía boliviana, también se refirió a las inversiones en salud que ha realizado su Gobierno, un día después de que Bolivia reportara sus peores cifras diarias en toda la pandemia, con 115 fallecidos y 3.439 nuevos contagios de la covid-19.

En Santa Cruz y Cochabamba se han vuelto comunes las escenas de desesperación en las puertas de los hospitales, con gente que busca garantizar que no falte el oxígeno medicinal a sus familiares ingresados por la covid-19, así como largas filas de personas y vehículos en las plantas que producen o recargan este elemento.

La falta de oxígeno también ha empezado a sentirse en otras regiones como Potosí, mientras que Cochabamba resolvió confinarse desde la tarde del jueves hasta el domingo para frenar los contagios y el alcalde de La Paz, Iván Arias, pidió a los habitantes de esa ciudad permanecer en casa durante el festivo de Corpus Christi.

A estos problemas se ha sumado también preocupación por la insuficiencia de vacunas para empezar a aplicar las segundas dosis de fármacos como AstraZeneca.

Hasta el momento, 1.412.650 personas recibieron la primera dosis de las vacunas rusa Sputnik, china Sinopharm, AstraZeneca y Pfizer y 355.153 recibieron la segunda dosis, según las autoridades.