Berlín dedicará el 90 % de los fondos europeos a clima y digitalización

0
5
501255

CORONAVIRUS ALEMANIA

Berlín, 27 abr (EFE).- El 90 % de los fondos europeos de recuperación poscovid que va a recibir Alemania se van a destinar a proyectos que promueven la protección del clima y la transformación digital de la mayor economía europea.

El ministro de Finanzas, Olaf Scholz, presentó este martes el plan alemán para emplear alrededor de 25.600 millones de euros que recibirá del fondo europeo, en una rueda de prensa conjunta con su homólogo francés, Bruno le Maire.

Más de 14.000 millones de euros de este fondo irán a la transformación digital, con especial énfasis en la educación y el sistema sanitario, pero con programas también para la mejora de infraestructuras y el apoyo a empresas.

Para la lucha contra el cambio climático, “el mayor reto de nuestra época” según Scholz, se dedicarán 11.500 millones de euros, repartidos entre políticas climáticas y medida para propiciar la transformación energética.

El ministro se mostró además convencido de que las prioridades del plan alemán, aprobado este martes en el Consejo de Ministros, mandan una “señal” clara.

Scholz apuntó que esta inyección de fondos en la economía alemana supondrá un crecimiento de hasta dos puntos porcentuales de PIB y promoverá la creación de empleo.

Consideró asimismo que la puesta en marcha de este fondo, una iniciativa franco-alemana, es un “paso adelante crucial” que lleva la integración de la UE a “un nuevo nivel”, a abrir un “capítulo de futuro”, que busca hacer el bloque “más fuerte” con su “poderoso estímulo”.

“El motor europeo”, dijo en referencia a la cooperación entre París y Berlín “funciona a pleno rendimiento”, dijo, y aplaudió el fin del “atasco” de años en política fiscal, la reforma del Mecanismo Europeo de Estabilidad (MEDE), los avances en la unión bancaria y el programa comunitario SURE de protección del empleo, entre otros.

El ministro destacó que, “frente a lo sucedido en otras crisis” y citó expresamente la de la deuda de hace diez años, la UE actuó en esta ocasión de forma “muy diferente”: “rápida, decidida y con gran solidaridad”.

El plan busca una UE “fuerte, basada en la solidaridad y preparada para el futuro”, subrayó Scholz.