Argentina se apresta a licitar un nuevo gasoducto, clave para Vaca Muerta

0
7
747518

ARGENTINA HIDROCARBUROS

Buenos Aires, 25 nov (EFE).- El Gobierno de Argentina anunció este jueves que planea realizar en breve un llamado a licitación para la construcción de un nuevo gasoducto que llevará el nombre del fallecido expresidente Néstor Kirchner (2003-2007) y que resultará clave para el desarrollo de la colosal formación de hidrocarburos no convencionales de Vaca Muerta, en el suroeste del país.

Según informaron fuentes oficiales, el presidente argentino, Alberto Fernández, instruyó a la Secretaría de Energía y a la empresa estatal Integración Energética Argentina (IEASA) a avanzar “con rapidez” en el llamado a licitación pública para la construcción de la primera etapa del gasoducto Néstor Kirchner y del Sistema de Gasoductos Transport.Ar Producción Nacional.

El Gobierno argentino ha destacado que esta obra permitirá ampliar la capacidad de transporte del sistema argentino de gasoductos, además de potenciar la capacidad exportadora de gas a países vecinos y generar un mayor ahorro fiscal y de divisas anuales.

Fernández analizó el proyecto en una reunión mantenida este jueves con el secretario de Energía, Darío Martínez, y el secretario de Asuntos Estratégicos, Gustavo Béliz.

La primera etapa del proyecto del gasoducto Néstor Kirchner y del Sistema de Gasoductos Tranport.Ar Producción Nacional incluye las obras de construcción de un ducto entre Tratayén (provincia de Neuquén), en el corazón de Vaca Muerta, y Salliqueló (provincia de Buenos Aires).

También implica la construcción de otros tramos y la ampliación de gasoductos ya existentes.

De acuerdo con datos oficiales, una vez concretada, esta primera etapa de la obra permitirá un incremento en la capacidad de transporte de 24 millones de metros cúbicos diarios de gas y generará un ahorro de divisas de 1.465 millones de dólares anuales, además de un ahorro fiscal por la sustitución de importaciones de gasóleo y gas natural licuado y de permitir compensar la menor provisión de gas procedente de Bolivia.

En la reunión con Fernández, Martínez señaló la necesidad de avanzar también en el esquema de desarrollo de la segunda etapa del proyecto, en la medida en que su concreción implicará el aumento de la capacidad total de transporte en 44 millones de metros cúbicos por día, lo cual permitirá además abastecer integralmente la demanda interna con gas argentino y potenciar la capacidad exportadora del país.

La construcción y ampliación de la red de gasoductos es considerada una obra clave para el desarrollo de Vaca Muerta, la segunda mayor reserva mundial de gas no convencional y la cuarta de petróleo de este tipo.

Vaca Muerta tan sólo se ha desarrollado en un 7 % de su potencial y en 2020 se vio muy afectada por la fuerte caída en la demanda de hidrocarburos en el contexto de la parálisis económica que trajo la pandemia, pero este año se verifica un fuerte impulso en la actividad de perforación y extracción.

El enorme potencial de la formación, sin embargo, encuentra un límite a su desarrollo, principalmente en el segmento del gas, por la insuficiente capacidad de transporte actual en Argentina en relación a los enormes volúmenes que podrían extraerse de Vaca Muerta.

De hecho, en la reunión de este jueves Martínez planteó que debido a Gas.Ar, el plan de estímulos puesto en marcha el año pasado por el Gobierno, la producción de gas natural tuvo “un crecimiento de tal magnitud” que la capacidad de transporte puede “saturar” los gasoductos actuales.