Anuncian la defensa de las autoridades bolivianas electas ante una “justicia corrupta”

0
5
688583

BOLIVIA JUSTICIA

La Paz, 6 oct (EFE).- El gobernador de la región boliviana de Santa Cruz, el opositor Luis Fernando Camacho, anunció este miércoles que desde allí se defenderá a las autoridades electas a las que el Gobierno de Luis Arce junto a una “Justicia corrupta” han iniciado procesos.

Ante decenas de sus seguidores en Santa Cruz, Camacho pidió al Ejecutivo nacional que “deje de buscar cómo dividir al país, que respete a las autoridades electas” opositoras como el alcalde de La Paz, Iván Arias, o el gobernador de Chuquisaca, Damián Condori, entre otros.

“No vamos a quedarnos con los brazos cruzados, si ustedes siguen usando a la Justicia corrupta, vamos a estar al frente porque vamos a defender a nuestras autoridades electas”, manifestó.

Antes de ser gobernador, Camacho lideró en 2019 las protestas en Santa Cruz, la mayor y más próspera región boliviana, ante las denuncias de un fraude en los fallidos comicios generales de ese año para favorecer la reelección de Evo Morales.

Por ello el exlíder cívico es uno de los principales acusados dentro del llamado caso “golpe de Estado” iniciado a instancias del oficialismo por la crisis social y política de 2019.

El Gobierno de Arce y su partido, el Movimiento al Socialismo (MAS), consideran que la salida de Evo Morales de la Presidencia en 2019 fue por un golpe de Estado, mientras que sus detractores sostienen que la crisis fue consecuencia de un fraude electoral en beneficio del entonces mandatario.

Dentro de esas investigaciones, la expresidenta interina Jeanine Áñez está en prisión desde marzo acusa de delitos como conspiración, terrorismo y sedición.

Camacho estaba convocado a declarar por este caso en La Paz este jueves, pero la Fiscalía informó en esta jornada que se decidió “reprogramar” esta citación “con fecha a definir”.

El Ministerio Público alegó que primero debe tomar las declaraciones del padre del gobernador, también sindicado por el oficialismo dentro del caso “golpe de Estado”.

La anunciada llegada de Camacho a La Paz para declarar estuvo precedida de amenazas de sectores afines al oficialismo en su contra y un clima hostil en el que incluso la ciudad amaneció con algunos carteles con fuertes mensajes en contra del gobernador cruceño y muñecos colgados en puentes para representarlo.

En Santa Cruz los sectores afines a Camacho anunciaron movilizaciones para evitar que viaje a La Paz y advirtieron con mayores protestas si es que lo detenían.

Camacho agradeció el apoyo recibido y consideró que si la citación a declarar se suspendió “fue por miedo a Santa Cruz”.

El opositor insistió en que “no hubo golpe”, sino la “lucha de todo un pueblo” contra “el fraude”.

“Presidente Arce, deje de ser el títere de Evo Morales, deje de buscar justificar la huida de un cobarde. Ahora más que nunca necesitamos un pueblo que salga de la crisis y eso es trabajando”, agregó Camacho dirigiéndose al primer mandatario boliviano.

688583688583