Ana Belén, 70 años de pasión por el trabajo

0
30
536779

ANA BELÉN

Madrid, 26 may (EFE).- La actriz española Ana Belén cumple este jueves 70 años de vida, prácticamente 60 de ellos vinculada al mundo de las artes, ya fuese la música, el cine o el teatro, vertientes todas en las que logró destacar para convertirse así en una figura emblemática que sigue plenamente activa.

“Tengo la suerte de que me llaman y se acuerdan de mí para hacer cosas que me gustan. Yo he tenido mucha suerte en mi vida porque, aparte de haber encontrado a personas fundamentales y seguir trabajando, me dan premios”, señalaba en una entrevista con Efe el pasado verano, cuando recogió en Almagro el último de ellos, el del Corral de Comedias.

Nacida Pilar Cuesta un 27 de mayo de 1951 en la madrileña calle del Oso, trabajó con “la gente más importante de este país”, algo que achaca a haber empezado “tan de niña” y a no haber interrumpido su carrera, siempre guiada por una premisa: “Me apasiona trabajar y hacerlo como creo que hay que hacerlo”.

“UNA VOZ EXTRAORDINARIA”

Los primeros pasos artísticos de Ana Belén fueron en la música. Con 11 años ya paseaba por emisoras de radio exhibiendo su voz y con 13, antes de rodar “Zampo y yo”, lanzó sus primeras canciones, como “Qué difícil es tener 18 años”.

Nadie como el mismísimo José Luis Perales define mejor sus bazas: “Ana Belén es una artista en el sentido más amplio de la palabra. Siempre he admirado de ella su voz extraordinaria y su manera de interpretar. Creo que sabido escoger muy bien su repertorio, canciones que han llegado a la gente por la manera en que las ha hecho suyas”.

Así sucede que cuando suenan las primeras notas a la armónica de “Piano Man”, en el orbe hispanohablante la mayoría no aguarda la voz de su compositor, Billy Joel, sino la suya: “Esta es la historia de un sábado / De no importa qué mes / Y de un hombre sentado al piano / De no importa qué viejo café”.

En sus casi 60 años de trayectoria discográfica, avaladas con el Grammy Latino a la excelencia musical en 2015, aparecen éxitos recogidos en un reciente recopilatorio titulado “Ana Belén 70” como “Contamíname”, “Arde París”, “Derroche”, “Lía”, “No sé por qué te quiero”, “Peces de ciudad”, “Desde mi libertad”, “España camisa blanca”, “La puerta de Alcalá”…

Y tras ellas, la firma de los más grandes autores: Joaquín Sabina, Joan Manuel Serrat, Jorge Drexler, Kiko Veneno, Miguel Ríos, Luis Eduardo Aute, Pedro Guerra, Rozalén… y por supuesto Víctor Manuel, pareja en lo sentimental y en lo artístico desde que ella se le declaró hace 50 años.

“Fue él quien me impulsó, quien me escribió un repertorio de canciones para que volviera a cantar pasada mi etapa de niña cantante y me quitó los miedos a la industria musical”, reivindicó en un entrevista con Efe.

UNA CARRERA DE CINE CORONADA CON EL GOYA DE HONOR

Su trayectoria en el cine, compuesta por más de 50 títulos como actriz y uno como directora (“Cómo ser mujer y no morir en el intento”, 1991), se vio reconocida en 2017 con el Goya de Honor de la Academia de Cine.

La nómina de directores con los que ha trabajado incluye a Gonzalo Suárez, Pedro Olea, Eloy de la Iglesia, Mario Camus, Pilar Miró, Manuel Gutiérrez Aragón, Vicente Aranda, Fernando Colomo o Fernando Trueba, con quien rodó “La reina de España” (2016), su trabajo cinematográfico más reciente.

Cuando Ana Belén filmó con Trueba llevaba más de una década alejada del cine, pero el Goya parece haber reactivado esta faceta, ya que este año tiene previsto rodar el segundo largometraje de Eduardo Casanova (“Pieles”, 2017), que lleva por título “Piedad”, junto a Ana Polvorosa y María León.

Algunas de sus películas más destacadas son “La colmena” y “La casa de Bernarda Alba”, de Mario Camus; “Demonios en el jardín”, de Manuel Gutiérrez Aragón; “La corte de Faraón”, “Divinas palabras” y “El vuelo de la paloma”, de Jose Luis García Sánchez; y “Sé infiel y no mires con quién”, de Fernando Trueba.

También “Rosa, rosae”, de Fernando Colomo; “La pasión turca” y “Libertarias”, de Vicente Aranda; o “El amor perjudica seriamente la salud”, de Manuel Gómez Pereira.

Ana Belén se coló por primera vez en los hogares a través de la televisión en la década de los 80 con la serie “Fortunata y Jacinta”, en 1999 volvió como la detective “Petra Delicado” y más recientemente con “Traición” (2017-2018), todas en RTVE.

PURA VIDA SOBRE EL ESCENARIO

Sobre las tablas ella siempre destaca un nombre al que le debía mucho, el pigmalión que la ayudó a crecer como actriz, Miguel Narros, el director que supo guiarla con paso firme, que vio en ella más que una cara bonita, intensidad, desgarro y saber cómo hacer de su figura menuda una presencia firme sobre el escenario.

La actriz y directora, Silvia Munt, ha dirigido a Ana Belén en “Eva contra Eva”, una versión de la película “Eva al desnudo”, de Joseph L. Mankiewicz, una obra que pone manifiesto “cómo se madura en esta profesión”, explicó a Efe.

Munt la define como una mujer inteligente, con una fragilidad que la hace “potente”. “Una trabajadora incansable, con una personalidad única, por cómo mira, por cómo piensa”, dijo de la actriz que ingresó con tan solo 16 años en la compañía clásica del Teatro Español, no en vano representó “Don Juan Tenorio”, “El sí de las niñas”, “Antígona”, “Fedra” o “Medea”.

En 2020 recibió el Premio Corral de Comedias del Festival de Teatro Clásico de Almagro, donde este año abre la temporada con “Antonio y Cleopatra”, junto a Lluís Homar, con la dirección de José Carlos Plaza.

“Trabajar con Ana es algo excepcional”, dijo a Efe Homar, director de la Compañía Nacional de Teatro Clásico español, que resalta su “talento y generosidad” hacia los compañeros. “Su Cleopatra va a ser excepcional. Vamos a ver algo único, porque ella es única”.

Silvia Munt concluye diciendo que Ana Belén “es la demostración de que con 70 se puede estar pletórica, guapísima y emitiendo mensajes potentes”.

536779536779