COLLEGE PARK, Maryland, EE.UU. (AP) — Documentos judiciales revelaron que una mujer de Maryland fue acusada de agredir a la asesora de la Casa Blanca Kellyanne Conway frente a su hija adolescente durante una confrontación el año pasado en un restaurante en un suburbio de Washington, D.C.

Mary Elizabeth Inabinett, de 63 años y residente de Chevy Chase, fue acusada de agresión en segundo grado y desorden público en noviembre y la fecha de inicio de su juicio está programada para el 29 de marzo, según los documentos de los tribunales.

Conway dijo a la policía que el 14 de octubre pasado estaba en una fiesta de cumpleaños en un restaurante de comida mexicana en Bethesda cuando sintió que alguien la tomó de los hombros desde atrás y la sacudió, de acuerdo con un documento de cargos preparado por la policía del condado de Montgomery.

La mujer que agredió a Conway le gritó, “¡Debería darte vergüenza!”, antes de agregar “otros comentarios presuntamente relacionados a las posturas políticas de Conway”, según el documento.

El abogado defensor William Alden McDaniel, Jr. dijo en un comunicado que su clienta solo hizo uso de su derecho a la Primera Enmienda “de expresar sus opiniones personales” sobre una figura pública en un lugar público. McDaniel rechazó que su cliente haya agredido a Conway y que ella se declarará inocente de los cargos menores que le han presentado.

“Las evidencias que se presentarán en el juicio demostrarán que esto es cierto, y demostrarán que la versión de la señora Conway es falsa”, dijo el abogado en su comunicado.

En una entrevista con CNN televisada el viernes, Conway dijo que ella estaba parada al lado de su hija adolescente y algunas de las amigas de su hija cuando la mujer comenzó a sacudirla “al punto que pensé que alguien me estaba abrazando”. Conway agregó que le pareció “raro” y “un poco agresivo”, así que volteó a ver a la mujer.

“Ella estaba trastornada. Fuera de control”, dijo. “Toda su cara era rabia y horror. Ella estaba acá y mi hija estaba allí. Ella debe de pagar por eso. Ella debe de pagar, porque no tiene derecho a tocar a nadie”.

El administrador del restaurante dijo a la policía que la mujer que confrontó a Conway tuvo que ser sacada a la fuerza del lugar. Conway dijo a la policía que la mujer le gritó e hizo gestos durante unos 8 a 10 minutos antes de que la sacaran del restaurante.

Conway no resultó herida, de acuerdo con el documento policial.

SHARE

Leave a Reply