A Jaylen Brown le preocupa la reapertura prematura de la economía en Georgia

0
15
216934

BALONCESTO NBA CORONAVIRUS

Boston (EE.UU.), 24 abr (EFE).- El escolta Jaylen Brown, de los Celtics de Boston, dijo sentirse preocupado porque su estado natal, Georgia, decidió reabrir algunos sectores de la economía, dejando a un lado parcialmente la cuarentena por la pandemia del coronavirus.

Brown, de 23 años, pero todo un líder como vicepresidente del Comité Ejecutivo de la Asociación de Jugadores de la NBA, aceptó una entrevista con la cadena de televisión CNN.

El diálogo se centró en el plan del gobernador de Georgia, el republicano Brian Kemp, de levantar parcialmente la cuarentena a través de todo el estado.

“Como nativo de Georgia, me siento incómodo porque tengo familia y amigos allí, que serán los primeros en volver a la sociedad”, explicó.

Dijo que “no quiero ver que Georgia sea el conejillo de indias de lo que la economía está tratando de hacer en el proceso de comenzar de nuevo la actividad”.

Brown admitió que “nuestras comunidades, familias, vecindarios están siendo afectados y hay que dar soluciones que sean positivas y válidas para todos”.

El escolta titular de los Celtics sugirió que la NBA necesita “ingresar a la comunidad, beneficiar a las personas e intentar mejorarla porque Estados Unidos está careciendo de recursos médicos en este momento. Y creo que las personas afroamericanas son las que más sufren”.

Brown explicó que “viniendo de la comunidad de la que vengo, aunque he aumentado mi movilidad social al ser un atleta y logrado un cierto nivel de economía, vengo de un origen humilde”.

También destacó que la pandemia del coronavirus ha humillado a todos, pero indicó que no todos los ciudadanos enfrentan la misma realidad.

Muchos no pueden refugiarse de manera efectiva sin el apoyo del gobierno debido a su situación económica, y muchas de esas personas son personas afroamericanas.

Brown indicó que “cuando veo al presidente Trump y a algunos de estos funcionarios del gobierno, sólo me causa más ansiedad y pánico, porque no siento que la gente esté en la misma página”.

“Creo que deberíamos estar unidos en nuestra postura. No es un juego político”, subrayó Brown.