83-76. Lillard lidera el ataque balanceado de EE.UU. en su triunfo frente a España

0
3
598104

BALONCESTO TOKIO 2020

Las Vegas (EE.UU.), 18 jul (EFE).- La selección de baloncesto de Estados Unidos tuvo la aportación de 19 puntos del base Damian Lillard, líder del ataque balanceado, que les permitió ganar por 83-76 a la de España en el último partido de preparación para ambos equipos camino a Tokio 2020.

Estados Unidos, que había sufrido las derrotas consecutivas ante Nigeria y Australia confirmó que ha encontrado ya la química como equipo y aunque todavía le faltan las incorporaciones del base Jrue Holiday, el alero Khris Middleton, y el escolta hispano Kevin Booker, que juegan las Finales de la NBA, logró un buen triunfo ante el actual campeón del mundo, que en la primera parte fue superior.

Pero al final el mejor ataque de Estados Unidos se impuso gracias a la aportación de Lillard, pero sobre todo a la inspiración de la última adquisición al equipo, el joven alero Keldon Johnson, que aportó 15 puntos, 10 en la segunda parte que serían decisivos.

Mientras que el alero Kevin Durant acabó con 14 puntos y el escolta Zach LeVine, que salió de titular, llegó a los 13, incluidos tres triples en la segunda parte que fueron demoledores para el equipo español.

Mientras que el base Ricky Rubio fue la gran figura de España y del partido al conseguir 23 puntos, pero solo 1 de 5 intentos de triples, además de capturar tres rebotes.

Otros dos jugadores, los pivotes Willy Hernangómez, que salió de reserva, y el veterano Marc Gasol, de titular, aportaron 11 y 10 tantos, respectivamente, para ser junto con Rubio los únicos que acabaron con números de dos dígitos.

El partido comenzó dominante por parte de Estados Unidos que vio como se puso con parcial de 9-3 tras un triple y canasta de Lillard, pero eso no fue más que un espejismo porque al frente de la dirección del juego de España estaba Rubio que rompió a la defensa del equipo rival y también respondió con cinco puntos.

La segunda canasta de Rubio abrió la racha de 0-11 para España que se puso al frente del marcador con parcial de 9-14, que colocó el pívot Pau Gasol con su primera anotación en Estados Unidos en más de dos años después de que tuvo que abandonar la NBA por causa de una grave lesión en su pie derecho.

España era la dueña en todas las facetas del juego con un movimiento perfecto del banquillo por parte del seleccionador, el italiano Sergio Scariolo, que retiró a Rubio para darle descanso y sacó a Sergio Rodríguez que mantuvo la misma intensidad y acierto del equipo tanto en ataque como en defensa.

Eso fue lo que permitió que España acabase el primer cuarto con ventaja parcial de 18-14, sin que Estados Unidos pudiese encontrar su mejor acierto en los tiros a canasta y la figura clave del ataque, Durant, tampoco tenía su mejor inspiración, dos puntos.

Pero en el segundo cuarto, aunque siguió el dominio de España, muy bien posicionado dentro de la pintura con el dominio de Pau Gasol, Usman Garuba y Pierre Oriola dominando los rebotes, Estados Unidos mejoró en los tiros a canasta con Durant de protagonista.

La estrella de los Brooklyn Nets consiguió llegar a los 11 puntos, los mismos que tuvo Lillard, y permitió que Estados Unidos se fuese el descanso con solo dos puntos abajo en el marcador (36-38).

España tenía en Rubio a la gran figura que había dominado en todas las facetas del juego con 14 puntos, tres rebotes y una asistencia.

Mientras que Rudy Fernández, con dos triples, y Pau acaban con seis tantos cada uno, mientras que el mayor de los hermanos Gasol recordaba sus mejores tiempos de la NBA y también imponía su presencia bajo los aros con cuatro rebotes además de dar dos pases de anotación.

Oriola se encargaba de brillar en las acciones bajo la canasta al capturar cuatro balones que permitió a España irse al descanso con 26 rebotes por apenas 15 de Estados Unidos.

La vuelta a la pista Mandalay Bay Events Center, de Las Vegas (Nevada), donde se disputó el partido, sirvió para que España comenzase con dos canastas consecutivas de Rubio que puso el parcial de 42-39 después de que el pívot Draymond Green anotase un triple.

Lo propio hizo Johnson, el protegido del entrenador Gregg Popovich, al que ha desarrollado con los San Antonio Spurs, y que llegó a la selección después de la baja por Covid-19 del escolta Bradley Beal, de los Washington Wizards.

Johnson no defraudó a Popovich al darle nueva vida al ataque de Estados Unidos, pero que cada vez que intentaban acercarse al empate en el marcador, surgía la magia de Rubio para responder con canasta que mantenía a España con la ventaja.

Pero a falta de 3:33 minutos para el final del periodo llegó la canasta de Lillard que puso el parcial de 48-46 para darle a Estados Unidos la primera ventaja del partido desde el inicio del partido.

Luego llegaría la canasta de Johnson que la amplió para el parcial de 50-46 y la historia del partido cambió por completo a favor de Estados Unidos, que comenzaba a tener mejor entendimiento como equipo y también mejoraba en las acciones bajo los aros.

LaVine clavaba un triple que hizo mella en la moral del equipo español ya que puso a Estados Unidos arriba 53-46, con la mayor ventaja que había tenido hasta ese momento en el partido.

Marc Gasol anotaba uno de dos tiros de personal para el parcial de 53-47 que rompió una racha de 11-0 de Estados Unidos que había encontrado en el joven Johnson al jugador clave que cambió su suerte después de que acabó el tercer periodo con 13 puntos en su haber y el equipo de las Barras y las Estrellas siete arriba (57-50) tras un triple de Rodríguez.

Nada más comenzar el cuarto periodo, de nuevo LaVine anotó un triple decisivo que puso a Estados Unidos con la mayor ventaja del partido (60-50) sin que España ya pudiese recuperarse ante el mejor juego de los campeones olímpicos e inspiración encestadora.

Con triunfo, Estados Unidos empató a 2-2 sus partidos de preparación para Tokio 2020, a donde viajará mañana, lunes, y tendrá su primer partido frente a Francia, el próximo 25 de julio, en el debut del Grupo A.

Mientras que España, que sufrió su primera derrota (4-1) en la preparación a Tokio 2020, también tiene previsto viajar a Japón.