121-112: Los Miami Heat desquician a los Timberwolves de Rubio y Hernangómez

0
16
514854

BALONCESTO NBA

Redacción deportes, 7 may (EFE).- Los Miami Heat consiguieron en la noche del viernes una importante victoria por 121-112 ante los Minnesota Timberwolves de Ricky Rubio y Juancho Hernangómez, lo que les permite mantenerse de momento entre los seis primeros de la Conferencia Este que les permitirá jugar la primera ronda de los playoff.

El partido fue frustrante para los Wolves que acumularon cinco técnicas, dos de ellas para el base D’Angelo Russell, lo que provocó su expulsión del partido. Las otras técnicas fueron para el entrenador, Chris Finch, el base español Ricky Rubio y el pívot Karl-Anthony Towns (KAT).

El poste de los Timberwolves tuvo sus más y sus menos con la estrella de los Heat, y ex de los Timberwolves, Jimmy Butler, aunque tras el partido, los jugadores de Minesota quisieron quitar importancia al cruce de palabras entre KAT y su antiguo compañero.

La técnica de Rubio es la primera que el de El Masnou recibe esta temporada y la undécima de su carrera en la NBA. Tras el partido, Rubio explicó que simplemente señaló a un árbitro que había otorgado a un jugador de los Heat “la misma falta que no me pitaste. Eso es todo lo que dije”.

Rubio añadió que tras recibir la técnica le señaló al árbitro que “llevo 10 años en la liga y me he ganado el respeto. Al menos dame un aviso (antes de pitarme la técnica). Aunque entiendo que el momento no era el adecuado. Supongo que pagué el precio”.

Tras el partido contra los Timberwolves, los Heat suman 36 victorias y 31 derrotas y son los sextos de la Conferencia Este. Los Boston Celtics, que perdieron en la noche del viernes contra los Chicago Bulls por 121-99, son los séptimos, con 35 victorias y 32 derrotas.

Los equipos situados entre las posiciones séptima y décima de cada conferencia tendrán que disputar un torneo “play-in” para determinar los dos que entrarán en los playoff por lo que Miami Heat estaban especialmente interesados en afianzar su posición en el grupo de cabeza.

Butler demostró una vez más su capacidad para desquiciar a sus rivales. El alero acabó con 25 puntos, 8 rebotes, 6 asistencias y 5 robos, aunque el máximo anotador de su equipo fue Tyler Herro, con 27 puntos, 3 rebotes y 4 asistencias. También desde el banquillo, Goran Dragic brilló, con 23 puntos, 4 rebotes y 3 asistencias.

En los Timberwolves, el máximo anotador fue KAT, con 27 puntos, 6 rebotes y 4 asistencias mientras que el joven Anthony Edwards, el más firme candidato al título de “rookie” del año, sumó 25 puntos, 6 rebotes, 3 asistencias y un espectacular tapón a Butler, a pesar de que su actuación fue discreta la mayor parte de la noche.

Rubio, que volvió a la titularidad, tuvo otra buena noche, con 16 puntos, 3 rebotes, 9 asistencias y 2 robos de balón. El otro español de los Wolves, Juancho Hernangómez, que en los últimos partidos había tenido una actuación destacada, estuvo el viernes más flojo, con 8 puntos y 5 rebotes.

El partido se inició prometedor para los Wolves. Desde el primer minuto, Rubio, Russell y KAT mostraron un gran acierto ante la canasta de los Heat lo que permitió que el equipo de Minesota se pusiese 11 puntos por delante, 18-29, a falta de 3.25 para el final del primer cuarto.

Pero esa ventaja inicial fue un espejismo. Tras situarse 11 puntos por delante, los Wolves se empezaron a disolver. El primer cuarto terminó 28-32, con Rubio, Russell y KAT responsables de 25 de los 32 puntos de su equipo.

En el segundo cuarto, los Heat dieron la vuelta al partido, tomaron la delantera y no la volvieron a soltar. Al descanso se llegó con un 59-54 a favor de los de Miami. Cuando los equipos se fueron a los vestuarios, Edwards, que hace dos días anotó 42 puntos contra los Grizzlies, sólo tenía 7 puntos y había fallado los tres triples que intentó.

A la vuelta del descanso, la situación empeoró para los Wolves. El pívot de Miami, Bam Adebayo, se aprovechó de que KAT pasó gran parte del periodo en el banquillo para conseguir 10 puntos. En los Wolves, sólo Edwards hacía puntos de forma regular.

Y cuando a falta de 4.35 para el final del tercer cuarto Russell recibió su segunda técnica y fue expulsado, los de Minesota perdieron a su mejor tirador de larga distancia.

El tercer cuarto terminó con un 89-78 en el marcador. Los Wolves intentaron dar la vuelta al partido en el último cuarto. Pero los Heat alcanzaron en esos momentos su máxima ventaja, 14 puntos, y sólo necesitaron controlar el ritmo para acabar el partido con un 121-112 en el marcador.